Condenado a cuatro meses de prisión por matar a un gato a escobazos

El acusado, durante el juicio celebrado ayer en Oviedo. / HUGO ÁLVAREZ
El acusado, durante el juicio celebrado ayer en Oviedo. / HUGO ÁLVAREZ

El acusado de apalear a su gato en Tineo no tiene antecedentes, por lo que se acordó la suspensión de la pena y no irá a la cárcel

R. A./ B. G. H. OVIEDO.

En principio, la Fiscalía pedía un año para el acusado de apalear a su gato en Tineo. Pero justo antes del juicio, el ministerio público rebajó la pena solicitada a cuatro meses de prisión. Hubo conformidad. El ayer condenado en el juzgado de lo Penal número 2 de Oviedo por un delito de maltrato animal no tiene antecedentes penales, así que la pena quedó suspendida y no entrará en la cárcel. Al menos, de momento, ya que la condena se reactivará si comete un nuevo delito. Además, durante los próximos tres años no podrá tener, comercializar o trabajar con animales.

Según defendió la Fiscalía en su escrito, el hombre, «al menos desde el 24 de agosto de 2018, en su domicilio en Tineo, golpeó en reiteradas ocasiones a su mascota, un gato común, contra la pared de la terraza, le dio patadas, lo sacó al exterior de la barandilla cogiéndolo por el cuello al tiempo que lo zarandeaba y le golpeó con utensilios de limpieza hasta que, el 28 de septiembre, sobre las 11 horas, atizándolo con una escoba, lo mató».

Todo ello hizo que el ministerio fiscal considerase los hechos constituyentes de un delito de maltrato animal, por lo que además de la solicitud inicial de un año de prisión -reducida finalmente a cuatro meses- y los tres años de inhabilitación para tener o trabajar con animales pidió en concepto de responsabilidad civil que se indemnice al veterinario que atendió al gato con el importe de sus honorarios o bien a la sociedad protectora de animales Huellas Unidas, si fue ella quien asumió el pago de los mismos. Aspiraciones que le fueron concedidas. Tampoco podrá ejercer el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena.