Cuatro muertos en una trágica jornada para las carreteras asturianas

Lugar en el que se produjo el accidente de San Tirso de Abres/DAVID. S. FUENTE
Lugar en el que se produjo el accidente de San Tirso de Abres / DAVID. S. FUENTE

Tres jóvenes de entre 23 y 35 años fallecen en San Tirso de Abres tras chocar un turismo con un camión. En Tineo, un motorista perdía la vida en un choque frontal

DAVID S. FUENTE / RAMÓN MUÑIZ / M. ALONSO

Las carreteras del Occidente de Asturias han vivido este viernes una negra jornada con cuatro muertos en dos accidentes de circulación, un de ellos en San Tirso de Abres donde perdían la vida tres jóvens al chocar un turismo y un camión, y el otro en Tineo, en el que un motorista británico perdía la vida al colisionar frontalmente con un turismo.

El primero de los suceso, sobrecogía pocos minutos después de las cuatro al concejo más occidental de Asturias. Tres jóvenes de entre 23 y 35 años fallecían tras sufrir un gravísimo accidente en la N-640 a su paso por San Tirso de Abres. Según informa la Guardia Civil, un vehículo que circulaba en sentido Lugo chocó frontalmente con un pequeño camión de reparto al invadir su carril en el punto kilómetrico 23 cuando los tres jóvenes volvía de comer para incorporarse nuevamente a su puesto de trabajo en Talleres Julio en San Tirso.

Hasta la zona se desplazaron en primer lugar una patrulla de Tráfico de Lugo. Posteriormente acudieron agentes de la Guardia Civil de Tráfico, dos patrullas de Tráfico de Luarca. También se ha trasladado hasta la zona el helicópero del 112 de Lugo. Como consecuencia del suceso se prohibía la circulación a vehículos pesados en la zona mientras que los turismos podían pasar de forma intermitente.

Casi dos horas más tarde, la Guardia Civil tenía noticia de otro accidente mortal ocurrido en Tineo. El fallecido es un motorista que conducía por la vía local TI-6, también conocida como carretera a El Puelu. En el punto kilométrico 5, entre las localidades de El Fontanar y Orayu el motorista encontró a su paso un turismo contra el que colisionó frontalmente, por causas que se investigan. El choque tuvo lugar alrededor de las 17,45 horas, y la violencia del impacto terminó con su vida.

La víctima es un hombre británico de unos 40 años que, según las primeras informaciones, estaba realizando turismo por las carreteras de la región. Recorría la zona con un compañero que viajaba en otra moto a distancia suficiente para no verse implicado en el siniestro. En el turismo viajaba una mujer que resultó ilesa. Fuentes próximas al caso indican que la conductora se habría topado con el motorista en su carril.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos