Descubren un arco románico al restaurar la iglesia de Barcia

El cura y los vecinos junto a los patrones del pueblo. /  D. S. FUENTE
El cura y los vecinos junto a los patrones del pueblo. / D. S. FUENTE

DAVID S. FUENTEBARCIA (VALDÉS).

Diez años han estado trabajando los vecinos de Barcia, en Valdés, en la restauración de su iglesia, que ha sido «una ilusión compartida, sobre todo de la gente», explicaba el párroco, Emilio Menéndez, quien dio a conocer que la restauración ha tenido un coste de 320.000 euros, que han sido sufragados «con ayuda del Arzobispado de Oviedo, de la parroquia rural de Barcia y Leiján y de los propios vecinos».

Las obras se darán por culminadas el próximo domingo, a las 12.30 horas, con la misa inaugural, que oficiará el arzobispo Jesús Sanz Montes y en la que se podrá contemplar el arco románico, que con motivo de las obras han descubierto en la entrada de la iglesia. Templo del siglo XIII, que ha sido modificado en diversas ocasiones, con la ampliación de la nave central y de las dos alas, obras a las que ahora se suman las realizadas en estos años en los que «se vació por completo, cambiamos el techo, las vidrieras, restauramos los altares...», una obra en la que colaboraron los vecinos y que ha devuelto al centro de la iglesia el altar más antiguo, plenamente restaurado, en el que se colocarán las imágenes de San Sebastián y San Fabián, así como la imagen de virgen de la leche, que también ha sido restaurada. Las obras permitieron reparar el sótano y la sacristía, y colocar una puerta nueva y automatizar las campanas.