Desestiman el recurso de Oro No a la autorización de los sondeos de Tapia

El Ayuntamiento renovó a Exploraciones Mineras del Cantábrico la concesión para realizar los trabajos aprobados en el año 2013

D. S. F.TAPIA DE CASARIEGO.

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 3 de Oviedo ha desestimado la demanda interpuesta por la plataforma Oro No, al Ayuntamiento de Tapia de Casariego, por renovar en 2017, las licencias que permitían a Exploraciones Mineras del Cantábrico, continuar con los sondeos que había paralizado cuatro años antes.

Una decisión que tomó entonces el concejal de Urbanismo, Guzmán Fernández, quien gobernaba con el PP por aquel entonces y que ayer valoraba muy positivamente la sentencia: «Nos dieron la razón al cien por cien», informó dejando claro que la autorización municipal «es legal y cumplía con la normativa», recalcó Fernández. El edil, quien continúa ocupando la misma cartera en el gobierno socialista de Ana Vigón, explicó que de haber perdido esta sentencia, «el Ayuntamiento hubiese tenido que devolver los 32.000 euros de las tasas», sin que las investigaciones mineras se hubiesen podido revertir. Un perjuicio económico que según Fernández, «hubiese sido un incordio».

La plataforma Oro No ha decidido no recurrir este fallo, ya que «de poco sirve que se anule una licencia de algo que ya está ejecutado», explicó Carmen Fernández, vicepresidenta del colectivo, quitando importancia a la sentencia. El colectivo Oro No consideró en 2017 que la minera debería haber pedido una nueva licencia para continuar con los trabajos, que paralizaron en 2013, y que retomaron con un permiso que a su juicio no tenía vigencia.

Por su parte el edil de Urbanismo, reconoce que Black Dragon Gold, filial de Exploraciones Mineras del Cantábrico, continúa con su intención de explotar la mina de Salave, y ha comunicado que lo hará «con un nuevo proyecto del que no sabemos nada», explicó Fernández, quien recordó que la autorización de explotar la mina la deberá conceder el Principado.