Familias de la escuela infantil de El Franco, «a por todas» para alcanzar medias jornadas

Varias familias, en el centro educativo de El Franco, donde reclaman ampliar el horario. /  E. C.
Varias familias, en el centro educativo de El Franco, donde reclaman ampliar el horario. / E. C.

Los padres de los 39 alumnos advierten de que se movilizarán si se inicia el curso y no se amplía el horario de las cuidadoras para evitar el «caos»

BELÉN G. HIDALGOEL FRANCO.

«Vamos a por todas», advierten los padres de los 39 alumnos de la escuela de 0 a 3 años de El Franco que demandan ampliar el horario de las educadoras que trabajan menos de media jornada. Afirman que en el centro son cuatro las profesionales que trabajan a jornada completa y otras tres empleadas por horas. «Una de las cuatro personas a jornada completa es la directora, que tiene que hacer las tareas de dirección y suplir a cada persona cuando falte, sea el aula que sea», critica la representante de las familias y miembro del Consejo Escolar, María Antonia García. Por ello, las familias reclaman a la Consejería de Educación que se amplíe el horario de esos tres docentes por horas hasta llegar una media jornada que garantice a los niños «una atención adecuada».

Su reivindicación fue trasladada al Principado, pero sostienen que aún no han tenido respuesta. Por ello, advierten que «si el 2 de septiembre que se inician las clases no hay solución, el 3 de septiembre vamos a Oviedo a manifestarnos frente a la Consejería», advirtió García. Añaden que desde el Principado les indicaron que no recibirían contestación hasta la última semana de agosto. «Nos dijeron que hasta entonces la consejera no se incorpora y tendría que mirar la documentación y nos dirá algo», concretó García.

Las familias aseguran que esta situación no es nueva. «No podemos permitir que pase como este curso. Las educadoras estaban agobiadas con tanto trabajo. Fue un auténtico caos y no queremos que se repita», apuntó la representante de las familias. «No podemos estar así. No vamos a dar opción a que esto siga sucediendo», advirtió, lamentando que desde julio, fecha en que conocieron la situación, sigan sin saber qué sucederá con su demanda.

Por otro lado, los padres alegan que la escuela infantil franquina cumple con la ratio que establece la normativa para mantener las tres unidades, así como los docentes que atienden a sus hijos en las mismas. «La escuela está llena y hay gente en lista de espera. No entendemos que se recorten horas», concluyó García.