Ofrenda floral en la tumba de Severo Ochoa y sus huellas en el Parque de la Vida

Iurii Usachev y Vera Usacheva, ante la tumba de Severo Ochoa. /  M. M. C.
Iurii Usachev y Vera Usacheva, ante la tumba de Severo Ochoa. / M. M. C.

M. MENÉNDEZ LUARCA.

Iurii Usachev y su esposa, Vera Usacheva, quisieron rendir tributo al luarqués más universal, el Premio Nobel Severo Ochoa. Y lo hicieron en forma de sendos ramos de flores en su tumba en uno de los cementerios más pintorescos de la región. Y es que a ambos Asturias les llamó mucho la atención y destacaron el alto grado de conservación de los espacios naturales, algo que achacaron a la «implicación» de sus gentes. Como dijo el cosmonauta, «ustedes tienen muy bien cuidada su parcela del planeta».

La jornada fue muy intensa para ambos, ya que también fueron recibidos en el Ayuntamiento de Valdés por los miembros de su corporación, con el alcalde, Simón Guardado, a la cabeza, para después disfrutar de una típica comida asturiana en un restaurante de Luarca.

Ya por la tarde, Iurii Usachev tuvo un nuevo encuentro con sus seguidores, en esta ocasión ya en el Parque de la Vida, donde una vez más no dudó en responder todas aquellas preguntas que le realizaron.

En Valdés algo del afamado cosmonauta se quedará para siempre, ya que inauguró el 'Camino del universo', que estará compuesto por las huellas de exploradores espaciales. Las de Usachev fueron las primeras, pero Luis Laria, responsable del Parque de la Vida, apuntó que no serán las únicas, pues visitarán Luarca más astronautas en conmemoración del 50 aniversario de la llegada del hombre a la Luna.