Once concejos buscan reforzar el valor del Camino de Santiago a su paso por Covadonga

Cecilio Testón, Marcelo Meana, Carmen Barrera, José Manuel González, Juan José Tuñón, César Movilla, José Manuel Fernández, Emilio Ballesteros y José María Osoro. /
Cecilio Testón, Marcelo Meana, Carmen Barrera, José Manuel González, Juan José Tuñón, César Movilla, José Manuel Fernández, Emilio Ballesteros y José María Osoro.

Entre las primeras decisiones que deben tomar se encuentra la de definir dónde empieza y acaba la ruta y su denominación

SHEILA VACA COVADONGA.

Once concejos asturianos han formado una especie de entente para reforzar el Camino de Santiago en su paso por Asturias, pero sobre todo por Covadonga. Cangas de Onís, Oviedo, Peñamellera Alta, Peñamellera Baja, Noreña, Nava, Piloña, Cabrales, Onís, Parres y Siero están elaborando un proyecto para volver a poner en valor esta ruta que cada año es trazada por las botas de numerosos turistas. Algunos de los representantes de estos concejos, aunque ya han mantenido algunas reuniones previas, protagonizaron ayer un encuentro con el abad de Covadonga, Juan José Tuñón, para dialogar sobre el proyecto.

Sin duda el Camino de Santiago encierra elementos culturales, históricos, religiosos y turísticos de primer orden. La idea base de estos ayuntamientos, de diferentes signos políticos, parte de un espíritu de colaboración mutua, buscando y analizando el elemento vertebrador que une a tantos concejos en una misma realidad e intentando a su vez potenciar esta realidad de las peregrinaciones a Santiago de Compostela y Covadonga.

Noreña podría así incorporarse a la ruta del Camino de Santiago. «Es una petición que desde el municipio venimos realizando desde 1997. Fue en el año 93 cuando Noreña que dó excluida de ese trazado y «creo que por el interés histórico y cultural, su presencia en su momento de un hospital de peregrinos justifica su incorporación», manifestaba el alcalde, César Movilla. «Hemos aportado en el boletín oficial de la provincia un informe hecho por un historiador en el que se documenta con claridad que Noreña es paso del Camino de Santiago. Esperemos que la Consejería y la Comisión de Patrimonio concretamente, pueda resolverlo de manera favorable porque llevamos mucho tiempo pidiéndolo», añadía.

Entre las primeras decisiones que se deben afrontar está la de «ponernos de acuerdo dónde empieza y dónde acaba el camino». «Con el transcurso de los años, muchas partes se vieron deterioradas por el paso de carreteras generales, el ferrocarril...», expresaba el regidor de Nava, Emilio Ballesteros, que se mostraba «encantado» de que un recurso turístico como el Camino de Santiago recuperase su valor, «ya que es algo que Asturias estaba menospreciando».

Otra cosa en la que deben ponerse de acuerdo estos once concejos es en el nombre. «La etiqueta no es una cuestión baladí», decía Ballesteros. Los representantes políticos explicaron que ya se barajaban algunas opciones, pero por el momento aún no hay ningún elegido. «Es un camino especial. La prolongación de Liébana es importante, es predecesora del Camino antes que la Ruta Jacobea», añadía el alcalde naveto.

Un sitio de referencia

En lo que respecta a Cangas de Onís, su máximo representante, José Manuel González, subrayaba la idea de «reforzar la ruta de Oviedo a Covadonga, un sitio de referencia para todos los asturianos y cuna de la España actual. Cangas tiene mucho que aportar. Vamos a trabajar las próximas semanas en buscar esa conexión con los concejos limítrofes, poniéndonos de acuerdo tanto con Onís como con Parres para documentar culturalmente esta ruta y homologarla». En cuanto al estado de conservación de este camino, José Manuel González afirmó que «se mantiene transitable, ya que se realizan una serie de desbroces periódicos, así como saneamiento del firme».

Desde Peñamellera Baja también encuentran en esta idea algo positivo para el concejo. «Es un proyecto del que venimos hablando durante años, pero que finalmente nunca acabamos de dar el paso para iniciar los trámites o las gestiones correspondientes para potenciarlo», manifestaba el alcalde peñamellerano, José Manuel Fernández. «Tiene un gran potencial. Nosotros lo tenemos definido. Enlazamos con un municipio de Cantabria, que es Peñarrubia, con el desfiladero de la Hermida y Peñamellera Alta. Es una zona apartada de las poblaciones, que en alguno de los tramos bordea el Parque de los Picos», destaca.

Este proyecto enriquecedor supone un soplo de aire fresco para Piloña, ya que pondrían en valor «equipamientos culturales del concejo como el Santuario de la Cueva, recurso turístico de primer orden para el municipio», indicaba la regidora Carmen Barrera. «Están reconocidos en el catálogo municipal dos tramos del Camino de Santiago a su paso por Piloña y vamos a trabajar intensamente para determinar de una manera mas histórica este trazado, que tiene su culmen en el Real Sitio de Covadonga», remachaba Barrera.

Sello de credenciales

Covadonga es sin duda un foco para los peregrinos. En este sentido, el abad del Santuario, Juan José Tuñón, manifestó su absoluta colaboración con todas las autoridades que forman parte de este entente. «Estos ayuntamientos están haciendo un gran esfuerzo por potenciar un camino en el que Covadonga tiene un papel importante. Merece la pena. Covadonga es una confluencia de peregrinaciones, se sellan bastantes credenciales de peregrinos, fundamentalmente de fuera de España, franceses y alemanes. Aunque acuden cada vez más grupos organizados que inician aquí el camino. Sin duda es un itinerario que suscita interés por la fuerza identitaria que tiene este lugar», destacaba el abad.

Reuniones como la de ayer, a la que no pudieron asistir todos los concejos que toman parte en esta ambiciosa idea, se irán repitiendo. La próxima ya está fechada para el próximo 8 de octubre en Piloña. «Tenemos que hacer los deberes y ponernos de acuerdo. Una vez hechos, daríamos el paso de hablar con la Consejería de Educación y Cultura para que nos apoye. además de elaborar un convenio de colaboración que no perjudique a ninguno de los consistorios», cerraba Emilio Ballesteros.