Dos heridos al caer el coche en el que viajaban por un terraplén de 20 metros

Lugar en el que se produjo el accidente. /
Lugar en el que se produjo el accidente.

Aunque los ocupantes del vehículo consiguieron salir del mismo por sus propios medios, ambos tuvieron que ser rescatados y evacuados en un rescate que resultó bastante aparatoso

EUROPA PRESS OVIEDO

Dos personas han resultado heridas de diversa consideración tras salirse de la vía el vehículo en el que viajaban y caer por un terraplén de unos veinte metros en la localidad de Prunales, en el concejo de Parres.

Según los datos facilitados por el Servicio de Atención Médica Urgente (SAMU), los dos afectados, un hombre de 21 años de edad y una mujer de 20, fueron evacuados al Hospital de Arriondas. El hombre, trasladado por el equipo médico de la UVI-móvil, presenta, a expensas de más pruebas y hasta nueva valoración médica, politraumatismos de pronóstico reservado. La mujer, evacuada en una ambulancia de soporte vital básico, presentaba, a falta de más exámenes, policontusiones de carácter leve.

Aunque los dos heridos consiguieron salir del coche por sus propios medios, ambos tuvieron que ser rescatados y evacuados del lugar donde cayó el vehículo, una repisa a unos 25 metros de la carretera N-634, por efectivos de Bomberos del Servicio de Emergencias del Principado de Asturias (SEPA).

Hasta el lugar del accidente se desplazaron, además del Jefe de Zona Oriental, nueve efectivos de los parques de Cangas de Onís y Piloña y el Grupo de Rescate con el Helicóptero Medicalizado del SEPA.

El rescate resultó bastante laborioso debido a la complejidad y el desnivel del terreno. El coche se cayó por un desnivel de 20 metros desde una carretera local y quedó en una sima, a unos 25 metros, de la carretera N-634 que pasa por debajo.

La Guardia Civil, que fue alertada desde un primer momento, mantuvo cortado el tráfico en la zona mientras se realizaba la operación de rescate. Además de estabilizar el vehículo, se tuvo que instalar un sistema de cuerdas y polipastos para poder evacuar a los dos heridos. El helicóptero no era operativo en la zona puesto que había muchos árboles y además había una línea de alta tensión.

El Centro de Coordinación de Emergencias recibió aviso a las 13.22 horas. En la llamada, realizaba por los propios afectados, indicaban que se habían salido de la carretera y que no podían salir del vehículo porque estaba muy inestable. Desconocían donde se encontraban aunque indicaron que se dirían a la localidad de Hueges. Habían pasado ya Sevares y cogido un desvío hacia la izquierda.

De inmediato se movilizó al Grupo de Rescate, del que forma parte un médico-rescatador, con el helicóptero medicalizado del SEPA y también se activaron dos dotaciones, una con base en Cangas de Onís y otra desde el parque de Piloña. También se movilizó al Jefe de Zona Oriental para que acudiese al accidente.

Tras llegar al lugar los equipos de intervención y comprobar que el helicóptero no era operativo, el médico-rescatador, logró acceder a pie hasta donde se encontraban los dos heridos. Paralelamente, los bomberos, aseguraron el vehículo y montaron un sistema de cuerdas y polipastos para poder evacuarlos.

El varón, inmovilizado con collarín y ferno-ked, fue evacuado en camilla hasta la N-634 donde esperaban los servicios sanitarios. Posteriormente, con un triangulo de rescate, se evacúo a la mujer a la que se le colocó un collarín.

Finalizada la evacuación de los heridos parte de las dotaciones regresaron a base y en el lugar permaneció el Jefe de Zona y varios efectivos para colaborar con la grúa para retirar el vehículo.