Parres urge el inicio de los trabajos de renovación de la red de aguas de Arriondas

Panorámica de la villa de Arriondas, donde se prevé renovar la traída de agua próximamente. /
Panorámica de la villa de Arriondas, donde se prevé renovar la traída de agua próximamente.

El Ayuntamiento ha pedido a Fomento que la empresa comience la obra, parada por un problema en las expropiaciones

ANDREA INGUANZO

El Ayuntamiento de Parres urge el inicio de las obras de renovación de la red de aguas de Arriondas. La actuación está paralizada a causa de un último proceso de expropiación que tuvo que llevarse a cabo al no llegarse a un acuerdo de ocupación con tres de los propietarios de los terrenos afectados por los trabajos. El alcalde, Marcos Gutiérrez Escandón, ha solicitado formalmente a la empresa ejecutora, Contratas Mecuma S.L.U, que comience con el trabajo y, en los últimos días, también ha trasladado la petición a la Consejería de Fomento. «Hemos hablado con todos ellos y les hemos explicado que mientras el proceso de expropiaciones se resuelve definitivamente, las obras pueden empezar por la zona de la captación, donde no hay ningún terreno afectado por el mismo».

Tres propietarios se negaron a firmar los contratos de ocupación temporal de sus fincas para la realización de las obras por diversos motivos. Aunque finalmente se consiguió llegar a acuerdos, hubo que proceder a aplicar el proceso de expropiaciones que, posteriormente, tuvo que pasar por la aprobación del Consejo de Gobierno y actualmente se encuentra en periodo de exposición publica. Según explica el regidor «podría pasar más de un mes hasta que comenzasen los trabajos se si espera a completar este proceso». El plazo de ejecución de esta obra es de un año y «no sería hasta el tramo final cuando se llegase a trabajar en estos terrenos, en la zona donde se encuentra ubicado el depósito, momento en el que sobradamente habrá terminado toda la tramitación».

Ya en el mes de septiembre había intención de iniciar esta actuación, una obra muy esperada por vecinos y Consistorio. En octubre, Gutiérrez Escandón ya afirmaba que el inicio de los trabajos era inminente. Y es que así debería haber sido. El primer edil parragués se encuentra a la espera de una respuesta por parte de la consejera, Belén Fernández, y de la compañía adjudicataria, ya que se trata de «un proyecto urgente y necesario», teniendo en cuenta los problemas que la traída de agua de Arriondas ha estado provocando en los últimos años, más intensamente hace pocos meses, cuando un fallo en la infraestructura dejaba sin suministro incluso al hospital comarcal.

450.000 euros

Como se apuntaba, la actuación tiene un plazo de ejecución de doce meses, tiempo en el que el equipo de gobierno ha garantizado que no habrá problemas de suministro. La ejecución plantea la renovación del sistema de traída de aguas de Arriondas en el tramo que baja desde la captación del manantial Güeyu la Riega hasta la localidad de Ozanes y, además, una última fase, hasta el depósito de Castañera. Se instalarán, en total, 4.866 metros de nueva tubería de polietileno de alta densidad, que sustituirá al fibro-cemento. Los conductos discurrirán por seis riegas y cruzarán los ríos Mampodre y Piloña, la carretera N-634 y la línea de Feve Oviedo-Santander.

El presupuesto final de los trabajos tendrá un coste de 449.629,04 euros, cifra que supone un ahorro del 40% con respecto al presupuesto de licitación, que se cifraba en 795.522 euros. Esta actuación está considerada como la inversión más importante de los últimos años en el municipio. Parres lleva más de cuatro años esperando esta obra. En el año 2010 el proyecto fue incluido en el extinto Plan A del Principado de Asturias y por aquel entonces se le había destinado un presupuesto de algo más de 500.000 euros, aunque su licitación nunca se llegó a efectuar.