Los alcaldes reclaman una prestación sanitaria similar a la del resto de Asturias

Vista general del Hospital del Oriente de Asturias, situado en la localidad parraguesa de Arriondas. /
Vista general del Hospital del Oriente de Asturias, situado en la localidad parraguesa de Arriondas.

«Si queremos fijar población en el Oriente tenemos que tener los mismos servicios que en otras partes de la región»

TERRY BASTERRA

Los máximos dirigentes locales de la comarca oriental no son ajenos a la situación que vive el Área Sanitaria VI, la que abarca a esta zona de la región. De hecho en muchos casos son conocedores de primera mano de las carencias de personal que afectan a los centros de salud de sus respectivos municipios, o de la falta de especialistas en el Hospital Grande Covián en unidades como la de Anestesia o Pediatría.

EL COMERCIO ha recogido las posturas de cuatro alcaldes representativos de concejos de la comarca, cada uno de ellos de un signo político distinto, que muestran su visión y preocupación sobre la actual situación sanitaria en el Oriente, una comarca que está viendo cómo se incrementan las listas de espera de su hospital por la falta de anestesistas para atender todas las cirugías programadas -se está reforzando el servicio con especialistas de otros hospitales de la región, aunque estos se dedican a cubrir las guardias y atender las urgencias-, o que no se cubren las bajas de pediatras en varios de los centros de salud y los pacientes acaban acudiendo a otros ambulatorios o yendo a Urgencias para ser atendidos.

En la plantilla estructural de este hospital están previstas 6 plazas de anestesistas, aunque hay dos sin ocupar. En verano, con las vacaciones, solo suele haber tres. En Pediatría son 3 las plazas previstas, de las cuales están ocupadas dos, aunque una de ellas se encuentra de baja

La alcaldesa de Ribadesella, Charo Fernández Román, de Foro Asturias, tiene claro que «si queremos fijar población en el Oriente, los ciudadanos de esta comarca tenemos que tener los mismos servicios que los de otras partes de Asturias, y la sanidad es una de las prestaciones básicas». «No es normal que se suspendan operaciones en el hospital de Arriondas, o se deriven pacientes a Gijón o a Oviedo porque aquí no hay anestesistas», recalca la regidora riosellana, quien también considera que «no es normal que en el centro de salud de Ribadesella no haya pediatras en verano, que es la época del año en la que tenemos más población en el concejo».

Para la alcaldesa de Ribadesella la situación actual evidencia «un desmantelamiento de los servicios de sanidad» en el Oriente de Asturias. «No es normal que haya gente que esté un año en lista de espera para que se le practique una operación de cadera. Es tercermundista», incide. De hecho la regidora forista asegura que hay vecinos del Oriente que «están acudiendo a los hospitales de Gijón o de Oviedo a que les atiendan allí para recibir una atención adecuada, que es por la que estamos pagando».

El alcalde de Cangas de Onís, el popular José Manuel González, también se confiesa «preocupado» por la situación que atraviesa el Área Sanitaria VI y el centro de salud que da servicio al principal concejo del entorno de los Picos de Europa. «Estamos viendo que tenemos carencias y recortes en materia sanitaria por parte del Principado. En el hospital de Arriondas tenemos cada vez menos especialistas y, por el contrario, más derivaciones a hospitales como el de Cabueñes en Gijón», manifiesta González. Para el máximo mandatario, las derivaciones a otros hospitales de la región no es la solución, y no solo porque las conexiones con la segunda ciudad de Asturias no sean las mejores para los concejos del interior del Oriente, sino porque entiende que lo que se debe hacer «es dotar de médicos especialistas a nuestro hospital de cabecera, que es el de Arriondas».

«El Grande Covián fue pionero en Asturias en operaciones de mama y de cirugía laparoscópica. Ahora estas intervenciones ya no se realizan en él y eso lo que son es recortes», considera el cangués. «En el ambulatorio de Cangas este año, al menos, se han restablecido las consultas a los desplazados, que era una cuestión necesaria dada la gran cantidad de visitantes y veraneantes que tenemos en estas fechas», prosigue el regidor del PP, quien sí se muestra muy crítico con el hecho de que no se haya cubierto adecuadamente la baja del pediatra que tienen en el ambulatorio de la localidad. «No puede ser que un especialista se ponga de baja y nadie la cubra. Es un problema que tiene que solucionar el Principado. Lo que sucede al final, que es lo que está pasando ahora, es que la gente acaba yendo al ambulatorio de Arriondas o a Urgencias al hospital para que les atiendan», asegura.

Otra cuestión que González entiende que se deben mejorar es la de la dotación de ambulancias en la zona. «En Cangas de Onís tenemos una compartida con otros concejos de nuestro entorno. Deberían analizar cómo reforzar esta dotación y mirar por la gente», lamenta.

Desde el PSOE, partido que gobierna el Principado de Asturias, tienen más confianza en la labor que está realizando el consejero de Sanidad, Francisco del Busto, pero tampoco son ajenos a la situación que vive la comarca en estas fechas, en lo que a carencia de medios y especialistas en algunas unidades se refiere. «Cualquier noticia negativa que nos llega del hospital la miramos con preocupación, pero confiamos en la gestión y en la palabra del consejero», indica el alcalde de Ribadedeva, el socialista Jesús Bordás, quien no tiene reparos en decir que considera que detrás de la difusión de algunas de estas informaciones que reflejan problemáticas del Grande Covián y del Área Sanitaria «está la situación laboral» de algunos trabajadores, que no se ha equiparado aún a la de otros empleados del Sespa que trabajan en otras partes de la región.

«Desde el Ayuntamiento de Ribadedeva se defiende el Hospital del Oriente. Queremos que se gestione con sensibilidad para que los que vivimos en esta comarca no nos sintamos asturianos de segunda con menos prestaciones sanitarias que los habitantes de otras zonas de la región», indica Bordás, quien no se olvida de pedir que desde la Consejería se siga trabajando en la misma línea para atender una demanda de este concejo y de Peñamellera Baja, los dos más orientales de toda la región: que las urgencias que se produzcan en estos dos municipios se trasladen al hospital de Torrelavega, en Cantabria, al quedar más próximo a estos dos territorios que el de Arriondas, que es el que les correspondería.

En cuanto a los centros de salud, Bordás indica que este verano no se están recibiendo en el Ayuntamiento quejas de los usuarios respecto al funcionamiento del ambulatorio de Colombres. De todas maneras «tras el verano analizaremos cómo ha funcionado, y si no se ha reforzado de forma adecuada desde el equipo de gobierno presentaremos una moción en el Pleno municipal para que esto no vuelva a suceder», avanza el regidor socialista.

El Ayuntamiento de Llanes, el concejo más poblado del Oriente, está gobernado por la unión de cuatro fuerzas políticas de signo distinto. Enrique Riestra, de Vecinos por Llanes, ocupa la Alcaldía. «Hemos tenido varias reuniones con la plataforma en defensa del hospital y como vecinos nos sentimos plenamente identificados con sus demandas. Los problemas del Grande Covián son conocidos por todos desde hace tiempo. Nosotros lo que pedimos es igualdad de trato sanitario con respecto a otras zonas de Asturias», manifiesta Enrique Riestra, quien insiste en que «hay que revertir esta situación para poder equipararnos en prestaciones sanitarias a otras zonas de la región».

Riestra entiende que situaciones como la actual carencia de anestesistas en el hospital de Arriondas es algo que se puede prevenir con una correcta organización. Y considera que la defensa de la sanidad en la comarca, no debe ser una lucha política, sino ciudadana.