El Principado busca acabar con los vertidos de Ozanes y Soto de Dueñas al río Piloña

La actuación adjudicada para mejorar la red de saneamiento de la zona asciende a poco más de 21.000 euros y tiene un plazo de ejecución de dos semanas

E. F.

La Consejería de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente adjudicó ayer las obras para conectar la red de saneamiento existente en las localidades parraguesas de Ozanes y Soto de Dueñas al colector interceptor del río Piloña, en el tramo entre Sevares y Arriondas. Los trabajos, que eliminarán los vertidos de aguas residuales al río Piloña generados por los aproximadamente 85 vecinos de estos núcleos poblacionales, cuentan con un presupuesto de 21.175 euros y un plazo de ejecución de dos semanas. Contribuirán a mejorar la calidad de las aguas en la zona,

En la actualidad, existen dos vertidos al río Piloña localizados en Soto de Dueñas y otro más en Ozanes. Con esta actuación que ya está en marcha, se incorporarán estas aguas residuales al interceptor del Piloña para su depuración en la depuradora de Ricao. Para realizar las conexiones en estos puntos, de Soto de Dueñas y Ozanes, los trabajos consistirán en la colocación de 145 metros de tubería de saneamiento y se tendrán que ejecutar además cuatro pozos de registro. También se llevarán a cabo las reposiciones necesarias para restaurar las zonas afectadas a la situación inicial. La obra se completará con el vaciado y la demolición de las instalaciones hidráulicas que quedan inhabilitadas.