PSOE y PP rechazan en la Junta aumentar la inversión para el hospital de Arriondas

Fachada principal del hospital de Arriondas. /
Fachada principal del hospital de Arriondas.

Entre los usuarios y trabajadores del centro existe una notable crispación tras el voto en contra a la enmienda presentada por Podemos

TERRY BASTERRA

El Partido Socialista y el Partido Popular votaron ayer en la Junta General del Principado en contra de todas las enmiendas presentadas a los Presupuestos de la región. Entre ellas había una registrada por Podemos que proponía elevar de 125.000 a 327.892 euros la partida de inversiones prevista para el 2017 en el Hospital del Oriente de Asturias, asentado en Arriondas. Este incremento, según el diputado de Podemos, Andrés Fernández Vilanova, permitiría acometer la reforma de los quirófanos anunciada hace ya unos años y que hasta el momento no se ha llegado a acometer.

El voto en contra de PSOE y PP ha generado un importante malestar, tanto entre los trabajadores del centro hospitalario, como en la Plataforma de Usuarios en Defensa del Grande Covián. Y lo ha hecho, en especial, porque, aunque daban por sentada la postura negativa de los socialistas a aumentar la partida específica destinada a este hospital, no contaban con la de los populares. Y no lo hacían porque durante los últimos dos años han sido repetidas las ruedas de prensa que han protagonizado diputados regionales del PP para criticar al PSOE por, según el PP, «tratar de desmantelar el Hospital del Oriente». Unos argumentos en defensa del centro que también habían trasladado estos mismos políticos a trabajadores y a la Plataforma de Usuarios en diferentes reuniones que han mantenido en este tiempo.

Para Agustín López Rivas, portavoz de leste colectivo, la votación de ayer en la Junta supone «un desastre». «Contábamos con el apoyo del PP para mejorar el presupuesto para el hospital y esto es como una puñalada. Ellos se habían comprometido con nosotros a presentar una enmienda para mejorar el centro», recordaba ayer aún con incredulidad por el voto negativo de los populares en la Junta.

«Para nosotros es como un engaño. Hay algo que no comprendemos de un partido que se había comprometido a defender el hospital de Arriondas y les pediremos explicaciones a los diputados con los que nos habíamos reunido para que nos digan por qué han votado en contra», avanzaba López Rivas.

Por su parte desde el Comité de Empresa aseguraban que entre los trabajadores del centro existe una «sensación de inquietud y también de rabia». «El PSOE hace tiempo que perdió el interés por el conjunto del Área Sanitaria VI y no nos sorprende que hayan votado en contra, pero lo del PP no lo esperábamos porque llevaban tiempo reclamando la mejora de la sanidad en el Oriente», manifestaban ayer fuentes del comité.

Y calificaban de «falta de coherencia» la actitud de los populares «porque cuando podían hacer algo a favor del Área Sanitaria VI y tener un presupuesto más acorde para el hospital han votado en contra».

Los trabajadores del Grande Covián desconfían de las intenciones del Gobierno regional con el centro. Señalan que el plan de actuación para el hospital presentado en octubre incluía varias medidas, pero carecía de calendario para llevarlas a cabo y tampoco las presupuestaba.

Para aumentar en más de 200.000 euros la partida específica para inversiones en el hospital de Arriondas en 2017 Podemos proponía destinar a este tipo de acciones un 10% de las retribuciones que reciben los altos cargos del Gobierno regional y reducir las partidas relacionadas con las dietas, reuniones, gratificaciones y gastos telefónicos para dedicar ese ahorro también a mejorar las infraestructuras sanitarias del medio rural.