Desarrollo Rural impone criterios «más rígidos» para los fondos Leader

Máximo González, en el centro de la mesa, explica los nuevos criterios de los fondos a los alcaldes del Oriente, el martes en Onís. /
Máximo González, en el centro de la mesa, explica los nuevos criterios de los fondos a los alcaldes del Oriente, el martes en Onís.

Antes podían concurrir proyectos hasta que se agotase el dinero, ahora estas ideas deberán competir para hacerse con la financiación

LUCÍA RAMOS

El procedimiento para beneficiarse de la financiación que brinda el Plan Leader ha cambiado de forma radical, algo que no satisface a ninguno de los once grupos que se encargan de organizar y supervisar dicho proceso a lo largo y ancho de la región. Si el procedimiento hasta el pasado ejercicio era de libre concurrencia de proyectos hasta el fin de los fondos, a partir de ahora quienes quieran optar a una de estas ayudas deberán ajustarse a unos plazos concretos y competir por la financiación con otros solicitantes.

Estos cambios, introducidos prácticamente a la fuerza por la Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales que dirige María Jesús Álvarez, ya se encontraron con la oposición de los responsables de los grupos Leader de Asturias, quienes manifestaron «en reiteradas ocasiones» su preferencia por continuar como hasta ahora. «Este nuevo procedimiento resta flexibilidad a la tramitación de solicitudes y la va a hacer más complicada», indicó a EL COMERCIO el gerente de la Asociación para el Desarrollo Rural e Integración del Oriente de Asturias (ADRIOA), Máximo González.

En resumidas cuentas, explicó, antes de estos nuevos y «más rígidos» criterios lo habitual era que los proyectos, tanto institucionales como de asociaciones, empresas y particulares, se fuesen presentando para obtener la ayuda económica a lo largo de todo el ejercicio y hasta que se agotaban los fondos. «Ahora los promotores y sus ideas deberán concurrir de forma competitiva», apuntó. Es decir, habrá una convocatoria anual tras la cual se abrirá el plazo de presentación de proyectos y solo entonces se podrán plantear las ideas y solicitar las subvenciones.

«Esto conlleva que, por ejemplo, una empresa o un autónomo que necesite llevar a cabo una obra de forma urgente o que quiera ejecutar su proyecto de cara a poder aprovechar el verano, algo muy habitual en el Oriente asturiano, tengan que esperar a que salga la convocatoria y se abra el plazo de presentación de solicitudes para comenzar, pues todas aquellas ejecuciones que arranquen antes de la presentación de los documentos quedan excluidas», explicó González. «Si antes las ayudas se adaptaban a las necesidades de cada solicitante, que era lo que hacía a este plan diferente, ahora son los solicitantes y sus ideas quienes se tienen que adaptar a las condiciones y los plazos de los fondos Leader», apuntó.

Este nuevo método, que limita el dinero disponible a nivel de todo el Plan Leader y, a su vez, limita las cantidades correspondientes a cada convocatoria y cada anualidad, «resta flexibilidad a la tramitación de los proyectos presentados por los beneficiarios, según sostienen desde los grupos coordinadores. Una dificultad que es aún mayor en el caso de la comarca oriental, debido a que su grupo, ADRIOA, es el que más ayuntamientos tiene que coordinar de toda Asturias. En otras comunidades, recalcan los responsables de los grupos, se sigue manteniendo el antiguo sistema.

600.000 euros en el Oriente

Respecto a la convocatoria correspondiente al actual ejercicio, desde ADRIOA desconocen las fechas en que se hará pública, aunque confían en que no sea tan tarde como en 2016, cuando, por tratarse del primer año del nuevo periodo financiero de la Unión Europea, hubo que redactar una nueva normativa con sus bases. Se barajaba en un inicio que el plazo de presentación se abriese en marzo, aunque todo parece indicar que la apertura se podría retrasar hasta abril e incluso mayo. Está previsto que la comarca oriental cuente este 2017 con una partida de cerca de 600.000 euros a dividir entre ayuntamientos, empresas y asociaciones, aunque la cifra todavía no es oficial y podría variar.