Los ecologistas piden un «proyecto global» para Picos más allá del funicular

Zona a la que llegará el funicular de Covadonga, un espacio «ya estropeado» para los ecologistas. / LLACA
Zona a la que llegará el funicular de Covadonga, un espacio «ya estropeado» para los ecologistas. / LLACA

Afean que el remonte a Covadonga «no se haya llevado al Patronato» y harán sus propuestas para «buscar el menor impacto ambiental»

GLORIA POMARADA COVADONGA.

El nuevo impulso dado por la Consejería de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente al funicular de Covadonga ha sorprendido a los colectivos ecologistas con la vista puesta en otro enclave del Parque Nacional de los Picos de Europa. Desde hacía meses, la atención se focalizaba en el proyecto del tren cremallera a los Lagos y en los accesos al enclave protegido creen que deberían concentrarse los esfuerzos de la administración. Desde entidades como Ecologistas en Acción, Paco Ramos sostiene que «interesa más ver los accesos en su conjunto» y plantear en consecuencia un «proyecto global para el Parque Nacional», más allá de las propuestas puntuales, como el funicular a Covadonga.

Sobre el remonte mecánico, recuerdan desde la Coordinadora Ecoloxista d'Asturies que este tipo de instalaciones «no gustan por defecto» en los colectivos conservacionistas, si bien en el proyecto concreto que conectaría la finca de Les Llanes con la Escolanía no encuentran a priori «un grave conflicto ambiental». «No es la solución más mala, pero tampoco la ideal. La zona a la que va a llegar ya está estropeada», dice Fructuoso Pontigo sobre el espacio previsto para la estación superior, donde existe un aparcamiento e inmuebles.

No obstante, el portavoz de la Coordinadora indica que su intención es la de «participar y alegar durante el proceso para buscar el menor impacto ambiental». A la espera de obtener información por parte de los responsables del Parque Nacional se encuentra Javier Naves, representante de los colectivos conservacionistas en el Patronato. Afea al Principado que la iniciativa no se haya llevado antes a ese órgano de participación.

Al Patronato que sí llegó el proyecto del funicular fue al de la Real Gruta y Sitio de Covadonga, integrado por Principado, Ayuntamiento de Cangas de Onís y Arzobispado. Lo hizo en mayo de 2006, cuando se aprobó el Plan Especial de Covadonga, un documento en el que ya se contemplaba la construcción de un remonte mecánico. Sin embargo, aquella primera aproximación a la infraestructura nunca llegó a cristalizar.

Apuntan los ecologistas que el proyecto se retoma en un año «un poco complejo» para el Parque Nacional, al que -recuerdan- pertenecen Covadonga y su entorno. La ordenación del espacio protegido dependerá del Plan Rector de Uso y Gestión (PRUG), actualmente en redacción. «Como va con retraso, no sabemos cómo encaja dentro del futuro PRUG», expone Naves.

El encaje en el PRUG del otro proyecto ferroviario para Picos, el tren cremallera a los Lagos, ha sido en los últimos meses uno de los escollos aludidos desde el Principado. Ya en el pleno de la Junta en el que se aprobó el estudio de viabilidad -a propuesta del PP- la diputada socialista Dolores Álvarez Campillo señaló que la normativa «prohibe los funiculares y las líneas de ferrocarril en el espacio protegido». En el mismo punto incidió el consejero de Infraestructuras, Fernando Lastra, hace apenas un mes. Para que esa alternativa «pudiera ser estudiada como viable debería ser eliminada la restricción que contempla el PRUG», explicó Lastra a finales de mayo. La previsión es que el Plan Rector se presente a lo largo de este 2018 al Patronato de Picos.

Financiación pública

La financiación de las infraestructuras en el Parque Nacional es otra de las cuestiones que preocupa a los colectivos ecologistas. Desde la Coordinadora Ecoloxista apuestan por una «gestión pública» en el caso de que el funicular llegue a materializarse. No es esa la intención del Principado, que apuesta por un «procedimiento de concesión» por el cual una empresa acometería la obra y explotaría después la instalación. La única participación de la administración llegaría, en todo caso, mediante una colaboración público-privada.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos