El fútbol sala también es cosa de niñas en Arriondas

Parte de las niñas de la comarca que ya se han sumado al proyecto, durante un entrenamiento. /  X. CUETO
Parte de las niñas de la comarca que ya se han sumado al proyecto, durante un entrenamiento. / X. CUETO

La novedosa actividad, puesta en marcha en colaboración con el Ayuntamiento de Parres, está dirigida a pequeñas de siete a catorce años El Club Rodiles busca jugadoras en el Oriente para su nueva escuela femenina, que ya funciona en el colegio Río Sella

L. RAMOSARRIONDAS.

Hace años que los deportes dejaron a un lado los géneros y cada vez son más los equipos femeninos que cosechan triunfos y desatan pasiones allá donde van. En la capital parraguesa quieren sumarse a esta ola, por lo que acaban de poner en marcha su primera escuela femenina de fútbol sala. La iniciativa partió del Club Rodiles Fútbol Sala de Villaviciosa, organizadores de la concurrida Sella Cup e íntimamente ligados al mundo deportivo de la comarca. «En cuanto se lo propusimos, desde el Ayuntamiento de Parres se mostraron encantados con la idea, al igual que en el colegio Río Sella», explica el coordinador del club y entrenador del equipo femenino que juega en Segunda División, Santi Tuero.

Dicho y hecho. Hace unos días arrancaban los primeros entrenamientos en el patio del centro escolar parragués y ya son varias las niñas de diferentes concejos del Oriente que han decidido sumarse al proyecto. «Nuestra idea es dirigir la actividad a chicas de entre siete y catorce años», señala el entrenador. Y recalca que, aunque el lugar elegido para los entrenamientos sea Arriondas, «la escuela está abierta a todas las niñas de la comarca y, de hecho, ya tenemos a varias canguesas con nosotros».

El Rodiles cuenta desde hace cinco años con una sección femenina en Villaviciosa, de la que forman parte unas cuarenta chicas de entre ocho y dieciocho años, y eso es lo que pretenden emular en la comarca. Tiene, además, un equipo en Segunda División y serán precisamente sus jugadoras, muchas de las cuales ya debutaron en Primera con el Oviedo y el Sporting, quienes se encarguen, junto a Tuero, de entrenar a las pequeñas que se sumen a su nuevo proyecto. «A las niñas les encanta y nosotros consideramos que es muy positivo que las jugadoras participen, pues son las que mejor pueden transmitir su amor por este deporte a las nuevas generaciones», apunta el coordinador del club.

Durante el mes de octubre, agrega, se están llevando a cabo unas jornadas de puertas abiertas para que todas las interesadas se acerquen a probar el fútbol sala. «Confiamos en poder juntar a unas cuantas e incluso crear un equipín», indica Santi Tuero. Los entrenamientos tienen lugar todos los martes y jueves, de cinco a siete de la tarde, en el colegio Río Sella de Arriondas.