La Guardia Civil auxilia a un grupo de montañeros perdidos en el Picu Pienzu

Los agentes tuvieron que cargar a hombros, de madrugada, con una de las afectadas, que se encontraba «agotada» y no podía continuar

L. RAMOS ARRIONDAS.

Efectivos de la Sección de Rescate e Intervención en Montaña de la Guardia Civil de Cangas de Onís tuvieron que auxiliar, en la madrugada de ayer, a un grupo de montañeros que se había desorientado mientras realizaba una ruta por el entorno del Picu Pienzu, en el límite de los concejos de Parres y Colunga.

El primer aviso se recibió a las 21.35 horas del viernes y en él se indicaba que varios senderistas se habían desorientado en las inmediaciones del citado pico debido a la niebla. En un primer momento los afectados indicaron que se encontraban junto a sus guías y que iban a intentar descender del lugar por sus propios medios.

Sin embargo, en torno a las once de la noche, la Guardia Civil canguesa fue alertada de que en la zona de la Biescona, muy resbaladiza, se encontraba una de las montañeras, «agotada». De inmediato, los efectivos de rescate se desplazaron hasta la zona donde se encontraba la afectada, una donostiarra de cuarenta años. Debido a lo peligroso del descenso, fue preciso cargar a la mujer a espaldas de uno de los agentes para poder continuar.

Los efectivos de la Sección de Rescate e Intervención de Montaña daban por finalizada la evacuación a las dos de la madrugada.