«La homologación del plan de Picos evitará el intrusismo», dicen los guías

Pablo García, Juan José Álvarez, Benigno Fernández y Erik Llorente ayer en Oviedo. /  PABLO LORENZANA
Pablo García, Juan José Álvarez, Benigno Fernández y Erik Llorente ayer en Oviedo. / PABLO LORENZANA

Desde la asociación española respaldan el nuevo plan rector y consideran que es «menos restrictivo» para su actividad profesional

G. POMARADA CANGAS DE ONÍS.

El plan rector de uso y gestión (PRUG) del Parque Nacional de los Picos de Europa convence entre los representantes de los guías de montaña que ayer se reunieron con el viceconsejero de Medio Ambiente, Benigno Fernández Fano. Entre el articulado del documento se incluye la competencia de la administración gestora para otorgar «la acreditación de 'Guía del PNPE' a quien supere la formación o acredite, mediante el sistema de convalidación que se establezca al efecto, los conocimientos mínimos necesarios». Esa norma cuenta con el respaldo de la Asociación Española de Guías de Montaña (AEGM), explicó su representante, Juan José Álvarez, al término del encuentro, al que también acudieron el guía Erik Llorente y el codirector del Parque Nacional, Pablo García Esteban. «Va a ser algo positivo para eliminar el intrusismo», valoró Álvarez, quien recordó que en el espacio protegido existen profesionales que «desarrollan su actividad más allá de lo que tienen cualificado». Puso como ejemplo el caso de guías no especializados en montaña que hasta la fecha podían operar dentro de Picos.

Sobre el mecanismo de acreditación, Álvarez indicó que la AEGM «va a estar presente en la mesa en la que se decidan los parámetros» y la idea es que no será el Parque Nacional quien «acredite a nadie, ellos van a pedir que la gente presente sus credenciales, van a comprobar», sostiene, pues «no son un centro formador». Por su parte, el viceconsejero señaló que el texto «dice que hay que hacer una validación por parte de la dirección y eso es lo que estamos intentado explicar y buscar una fórmula en la cual la relación sea ordenada y normal».

Respecto a la regulación del PRUG que afecta a la actividad de los guías, el también concejal del PSOE en Cabrales considera que «es menos restrictivo que el anterior desde nuestro punto de vista». La «gran novedad», afirmó, es la restricción aplicable a las zonas de reserva correspondientes a los heleros. «Se pueden bordear», explicó sobre La Forcadona, el Jou Negro y el Jou Tras Llambrión. Al ser considerado el montañismo una «actividad tradicional», Álvarez sostiene que «a nadie se le va a cortar el acceso más que en zonas de reserva» y dentro de las áreas restringidas «se podrá ir por senderos, veredas y trochas».

Otra de las pretensiones de los guías, la de formar parte del nuevo Comité de Deportes de Montaña, cuenta también con el «compromiso» del Principado de incluirles. En el PRUG, la alusión específica apuntaba «al menos» a «la Administración gestora y las tres federaciones deportivas territoriales competentes en estos deportes». Actualmente, la AEGM cuenta con más de mil guías, un centenar de ellos en Asturias, estima el portavoz de la entidad.

El viceconsejero Fano destacó además que han entregado el borrador del plan «en muchas entidades y asociaciones y estamos recogiendo opiniones para conformar un texto en el cual haya una situación de confort para la todas las personas que tengan que desarrollar su actividad en el Parque». La exposición pública del documento, añadió, está «próxima». Será en ese periodo en el que se puedan presentar alegaciones, una opción que no descartan desde la AEGM.

Más

 

Fotos

Vídeos