El nuevo alcalde de Cabrales traslada su despacho «a pie de calle»

José Sánchez, ayer en su nuevo despacho en el Ayuntamiento. / ACEBAL
José Sánchez, ayer en su nuevo despacho en el Ayuntamiento. / ACEBAL

José Sánchez inicia el mandato reuniéndose con colectivos para conocer la realidad de un concejo que gobernará con «responsabilidad»

G. POMARADACARREÑA.

El socialista José Sánchez comenzó ayer su andadura al frente del Ayuntamiento de Cabrales con una mudanza. El nuevo alcalde, que ha obtenido la primera mayoría absoluta del PSOE, ha optado por trasladar el despacho desde el primer piso a la planta baja de la casa consistorial, «a pie de calle». Por el espacio, de menores dimensiones que el reservado a la alcaldía, pasaron durante su primera mañana en el cargo numerosas visitas: desde representantes de asociaciones a Guardia Civil.

La jornada inaugural del mandato estuvo marcada, contó Sánchez, por los trámites burocráticos de cambio de cuentas, firma electrónica y demás requisitos administrativos. Junto al secretario municipal se puso también manos a la obra para abordar las cuestiones más urgentes. Entre ellas figura el rematar el campamento infantil de este verano. «Vamos con los plazos justos pero va a estar para julio», señaló el primer edil. También en ese mes, el día 3, tendrá lugar la presentación del Certamen del Queso Cabrales, por lo que urge cerrar el programa. «La próxima semana nos reuniremos con el Consejo Regulador», apuntó.

En materia de organización interna, el equipo de gobierno socialista cuenta ya con una estructura definida. El único liberado será el alcalde, frente a las tres dedicaciones parciales del anterior mandato, explicó. La teniente de alcalde y concejala de Medio Rural será Chelo Bada, mientras que José Manuel Llano se convertirá en segundo teniente de alcalde y edil de Hacienda. José Vicente Inguanzo se encargará de la concejalía de Urbanismo, Sara Carrera de Turismo y Deporte y Lorena García de Servicios Sociales y Cultura. Sánchez se reunirá hoy mismo con el comité de empresa del Ayuntamiento y a continuación con cada uno de los trabajadores para conocer de primera mano su cometido de cara a una posible reestructuración que no conllevaría amortizaciones, según ha garantizado en las últimas semanas. «Este año se van a jubilar dos personas, hay que ver qué se puede hacer», señaló.

En estas primeras semanas de andadura, el alcalde recibirá a más entidades del concejo y comenzará a llamar a la puerta de las administraciones supramunicipales para abordar temas como el saneamiento, adelantó. «Esa llamada a Oviedo y Madrid la vamos a hacer», sostuvo el ya regidor cabraliego, que augura un mandato marcado por la «responsabilidad» hacia sus vecinos.