Playas más accesibles gracias a los socorristas riosellanos

Socorristas con el alcalde y los integrantes de Aspaym. /  X. CUETO
Socorristas con el alcalde y los integrantes de Aspaym. / X. CUETO

J. GARCÍARIBADESELLA.

Los socorristas de nueva incorporación que este verano forman parte del equipo de salvamento que Gesprin dirige en las playas del concejo de Ribadesella recibieron ayer un curso de formación en accesibilidad impartido por personal especializado de Aspaym, la asociación de personas con lesión medular y otras discapacidades físicas. El objetivo, conocer las pautas a seguir en cada momento a la hora de ayudar en el baño y en la playa a cualquier persona con movilidad reducida. La playa de Santa Marina es un arenal sin barreras. Cuenta desde hace años con un servicio de 'anfibugui', una silla anfibia con la que se facilita el baño a cualquier persona con incapacidad. El taller de accesibilidad recibido les ha permitido adquirir conocimientos en el manejo de esta silla. Los ocho socorristas participantes recibieron primero unas nociones teóricas en el puesto de salvamento y más tarde, a pie de playa, una clase práctica con el instructor y la persona de la asociación que se ofreció como figurante.

Por otro lado, la Asamblea Local de Cruz Roja ha programado para este sábado la primera parte de un curso de primeros auxilios que se impartirá en la sede de la organización. El taller, que se repetirá el 20 de julio próximo, incluye una parte teórica online y otra parte práctica en la villa impartida por los servicios de Socorro de la Oficina Autonómica de Cruz Roja.