Críticas en la Policía de Llanes por «cubrir plazas con auxiliares»

El sindicato, que también ha demandado al edil de Seguridad y al inspector jefe, critica que los ayudantes realizan funciones propias de los agentes de carrera

L. RAMOSLLANES.

«Estamos desprotegidos, tanto los agentes de carrera, como los auxiliares y la propia ciudadanía». Es lo que critican desde la sección de la Unión de Sindicatos Independientes del Principado de Asturias (USIPA) en el Ayuntamiento de Llanes, quienes denuncian la falta de policías locales de carrera a las puertas de las semanas centrales de verano, cuando el concejo multiplica exponencialmente su población. Una situación que, aseveran, no es nueva, sino que se repite «desde hace cuatro años» y por la que, «ante la falta de negociación y de medidas paliativas», han optado por denunciar ante el Juzgado de Instrucción de Llanes al regidor llanisco, Enrique Riestra; al concejal de Seguridad, Lucio Carriles, y al inspector jefe de la Policía Local, Miguel Gómez.

En su escrito, los sindicalistas les acusan de «usurpación de funciones públicas», así como de «prevaricación». En el primer caso, explican, por «utilizar a auxiliares para llevar a cabo funciones que son propias únicamente de los funcionarios de carrera», como denunciar o retirar vehículos con la grúa; y en el segundo, porque los tres denunciados «son conocedores de esto pero no lo atajan».

De hecho, aseveran, de los 26 efectivos con los que cuenta a día de hoy el municipio, «diez son auxiliares de verano y cinco están en prácticas». Es decir, no cuentan ni con la experiencia y preparación que se presupone a quienes son fijos, ni tampoco pueden portar armas. De los once restantes, uno es el inspector jefe, otro está destinado a labores de oficina y un tercero se encuentra de baja de larga duración, con lo que «solamente quedan ocho agentes para cubrir los tres turnos». Esto deriva, lamentan desde USIPA, en que «en ocasiones tengan que estar cubriendo un turno auxiliares solos o un solo profesional de carrera con auxiliares». Asimismo, agregan, «la oficina de atención al público tiene que permanecer cerrada los fines de semana y las tardes entre semana, con desvío telefónico».

Así las cosas, desde el sindicato critican «la desprotección y abandono que siguen padeciendo los policías locales del Ayuntamiento de Llanes en este nuevo mandato», y reclaman que «se convoquen plazas fijas de urgencia, como se hace con otras plantillas». Y es que, recalcan, «en los últimos cinco años se jubilaron cuatro agentes, cuyas plazas no se cubrieron, y en los próximos meses se retirará otro más». Asimismo, indican que uno de los seis agentes que lograron plaza durante la última oferta pública de empleo -los que ahora están de prácticas y que no serán policías de carrera hasta septiembre- ha obtenido una plaza fuera del concejo, por lo que solo quedan cinco.

Vestuario

«Resulta del todo lamentable que haya que recurrir a la vía judicial por no existir ningún tipo de negociación para resolver temas tan sangrantes», lamentan desde USIPA. E indican que sigue sin resolverse el problema de la reposición del vestuario que ya denunciaron hace unos meses y que «en septiembre cumplirá cinco años sin reponer». En este sentido, critican que «nadie de la corporación sabe explicar en qué tramite se encuentra» la tramitación de la compra de los nuevos uniformes y materiales anunciada el pasado marzo por el equipo de gobierno cuatripartito. «El alcalde dijo entonces que la ropa sería entregada antes del verano, pero, claro, no precisó de cuál. Es evidente que del presente, no», apostillan, con sorna, los sindicalistas.

Temas

Llanes