Los visitantes a los Lagos caen un 5,7% en el año de los centenarios

Turistas en el entorno del lago Ercina durante este puente de diciembre. / NEL ACEBAL
Turistas en el entorno del lago Ercina durante este puente de diciembre. / NEL ACEBAL

La afluencia al Parque Nacional de los Picos de Europa bajó hasta septiembre un 4,8%, con 40.491 turistas menos en la vertiente asturiana

GLORIA POMARADA COVADONGA.

La tendencia al alza en el número de visitantes a los Lagos de Covadonga se quebró el pasado 2017 y en este año de centenarios la disminución se agrava. Hasta septiembre, el enclave con más tirón turístico del Parque Nacional de los Picos de Europa experimentó una bajada del 5,73% en el número de visitas, lo que traducido a personas supone 36.298 menos respecto al mismo periodo de 2017.

Al coincidir el año en curso con la triple efeméride de la creación del Parque Nacional de la Montaña de Covadonga -hoy de los Picos de Europa-, la coronación canónica de la Santina y el origen del Reino de Asturias, muchas eran las expectativas depositadas en cuanto a número de visitantes. Sin embargo, en los primeros nueve meses del año las cifras distan de sus mejores marcas, con una sangría que se concentra en el segundo trimestre. Según los datos que maneja la dirección del espacio protegido, en enero, febrero y marzo se registraron 15.444 turistas más en Lagos en comparación con el mismo periodo de 2017.

Abril marca la ruptura, con un descenso que entre ese mes y junio llegó al 61,3%. Se da la circunstancia de que por primera vez este año el plan especial de transporte a Lagos -que impide la subida a vehículos privados salvo autorizados- alcanzó su máximo histórico, con restricciones de quince días en Semana Santa frente a los nueve de 2017, todos los fines de semana de mayo y una temporada estival que se adelantó al 1 de junio en lugar del día 15 del ejercicio previo.

Entre los meses de julio y septiembre, sin embargo, el número de visitantes se incrementó en un 10,7%, hasta alcanzar los 369.533 frente a los 333.690 de 2017.

Respecto al plan de transporte, alcanzó 231.420 viajeros. A falta de contabilizar los datos de este puente, la cifra marca su récord y supera la marca de los 212.267 usuarios de 2017. Desde 2015, las personas que acceden a los Lagos en transporte colectivo han aumentado un 67%. Por su parte, los vehículos privados que accedieron al entorno del Enol y del Ercina fueron 75.617.

Pierde también Fuente Dé

La caída experimentada en el total de visitantes no es exclusiva de los Lagos. Se extiende de hecho al conjunto del Parque Nacional y a algunos de sus enclaves más visitados, entre ellos la zona cántabra de Fuente Dé, que lidera el ránking del descenso con un 6,6%. También Cabrales ha visto disminuido su tirón en los tres primeros trimestres, con una bajada del 1,47%. Supone la primera marca negativa de los últimos años.

El cómputo global sitúa en 1.627.814 las personas que accedieron al primer espacio protegido de España, frente a las 1.710.372 del mismo periodo de 2017, un 4,83% menos.

Mejora la atención al público

No obstante, no todos los datos aparecen con el signo en negativo dentro de la vertiente asturiana del espacio protegido, la única que mejora los registros de información al público. Así, entre enero y octubre 351.394 visitantes pasaron por alguno de los cinco puntos de atención analizados por el Parque, lo que se traduce en un incremento del 3,6%. Una peculiaridad de este capítulo se encuentra en el trasvase de atenciones a visitantes entre Buferrera y el centro Pedro Pidal o Casa Dago, todos ellos en el área de Cangas de Onís. La instalación informativa de Panes, en Peñamellera Baja, experimenta también un ligero descenso. Tendencia contraria muestra el punto del Cares, en Cabrales, que crece un 14,3%.

La Ruta del Cares se erige precisamente como uno de los principales activos del Parque Nacional. El número de senderistas que accedieron al popular recorrido desde Asturias se situó en 93.257, mientras que por Poncebos salieron 73.636 personas. La media diaria se sitúa de este modo en 255 montañeros diarios, por encima del otro punto de acceso, en Caín.

En cuanto a grupos y rutas guiadas, ambos apartados registran descensos. Este año por el Parque Nacional han pasado 259 grupos, con un total de 10.740 visitantes, la mayor parte en Cantabria. En el mismo periodo de 2017 los grupos fueron 387 y los visitantes 18.867. Por su parte, las rutas guiadas del verano pasan de las 164 a las 155, con 175 usuarios menos.

 

Fotos

Vídeos