Las primeras nieves de otoño llegan a Asturias