Sanidad afirma que ningún consultorio cerrará en verano por falta de médico en Asturias

Sanidad afirma que ningún consultorio cerrará en verano por falta de médico en Asturias

El consejero, Francisco del Busto, reconoce que los problemas para cubrir las vacaciones del personal se repetirán al menos hasta 2022

LAURA MAYORDOMOGIJÓN.

La falta de médicos es «acuciante» -lo reconoce abiertamente la Administración regional- y no hay profesionales para cubrir la demanda actual en la región, pero la Consejería de Sanidad se compromete a sustituir este verano a todos los médicos «que se pueda». El objetivo, señalan, es que los centros de Atención Primaria repartidos por toda la región tengan al menos a un profesional al frente y no haya que cerrar ningún dispositivo. Por eso habrá que priorizar. «Empezando por aquellas zonas periféricas o de médico único, donde nuestra obligación es cubrir el cien por cien, y luego pasar a otros centros más grandes», explicó ayer el consejero de Sanidad, Francisco del Busto, tras inaugurar en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) el XVI Congreso de la Asociación Española de Bancos de Tejidos.

Habida cuenta de los problemas para disponer de profesionales, las vacaciones de los cerca de 750 médicos de Atención Primaria se intentarán cubrir «al máximo posible con los recursos que tenemos y con trabajo, como cualquier otra comunidad autónoma», añadió Del Busto. El consejero insistió en que la situación actual no es el resultado de una política «cicatera» en el Principado, sino la consecuencia directa de una escasez de médicos, sobre todo de médicos de familia, generalizada en todo el país. «Nadie lo discute en ninguna comunidad autónoma y el propio ministerio lo dice todos los días. El fundamento del problema es una falta de profesionales en el sistema sanitario».

Es, insistió Del Busto, el mismo escenario en el que se ha visto la región cada verano desde 2015. El mismo que se repetirá en los próximos años. Al menos, estima, hasta 2022, cuando «empezaremos a mejorar la situación». Y eso porque, para entonces, se prevé el desembarco de nuevas cohortes de profesionales y una menor tasa de jubilaciones de profesionales en activo.

Más información

Gijón, con cese de médicos

Ayer se cubrieron definitivamente las tres plazas de interinos que el miércoles habían quedado desiertas en el proceso extraordinario de adjudicación de plazas disponibles en las ocho áreas sanitarias tras la ejecución del concurso de traslados. Eran las de San Tirso de Abres, Tineo y Pola de Allande. Con estas tres plazas, las 36 que el Servicio de Salud del Principado había ofertado a los profesionales que cesaron ayer y a los MIR que concluyeron la residencia este año han sido adjudicadas. Del Busto se felicitó ayer por este «cien por cien de aciertos» en la resolución del proceso.

Los cambios motivados por el concurso de traslados, con decenas de médicos cesando en sus puestos y otros, los que asumen esas plazas en propiedad, aún no incorporados, tuvieron ayer consecuencias en centros de salud como el gijonés de Perchera-La Braña. Cuatro de los nueve médicos adscritos a este centro no se encontraban ayer en sus puestos, por lo que hubo que suspender consultas. «Las personas que estaban citadas y necesitaban ser atendidas fueron para que las vieran por urgencias», cuenta un afectado. Al resto, les indicaron que volvieran a pedir cita a partir del lunes. Hoy, los tres facultativos que habrá se limitarán a atender las urgencias. En otro centro de salud de Gijón, el de Contrueces-La Camocha, la situación no es mucho mejor. «Se van seis médicos y solo han contratado a dos interinos así que están a menos cuatro», señala una compañera. «Esa será la tónica de todo el verano, estar bajo mínimos», anota Alfonso García Viejo, delegado del sindicato médico Simpa.