Afronta 24 años de cárcel por atracar a tres mujeres y agredirlas en la cabeza con un martillo

El hombre las abordó en los portales de sus domicilios y las agredió en la cabeza con un martillo antes de apoderarse de sus pertenencias

J. C. D. SIERO.

La Fiscalía de Asturias solicita una pena de veinticuatro años de prisión para el acusado de robar a tres mujeres en los portales de sus viviendas de Siero y Noreña, tras golpearlas con un martillo en la cabeza. La vista oral será hoy, a las 10 horas, en el Juzgado de lo Penal número 3 de Oviedo. El acusado, un ovetense de 37 años, se encuentra en prisión preventiva desde hace un año por esta causa y como presunto autor de la muerte del ebanista Alfredo Suárez en Ciudad Naranco en 2010.

Según la Fiscalía, sobre las 13.45 horas del 27 de septiembre de 2017, el acusado entró detrás de la primera víctima en el portal de su vivienda y «la golpeó repetidamente en la cara y en la cabeza con un martillo con la cabeza de teflón para arrebatarle el bolso que llevaba cruzado por el cuello y el hombro». El individuo se apoderó de una cartera con diversa documentación, tarjetas, varios juegos de llaves, efectos personales y 60 euros en efectivo. La víctima sufrió diversas heridas y hematomas, que tardó veintiocho días en curar, y le han quedado tres cicatrices.

La segunda agresión se produjo a las 13.35 horas del 29 de septiembre de 2017, cuando el acusado abordó a otra mujer por la espalda en las escaleras del descansillo del portal de su domicilio de El Berrón. Trató de arrebatarle el bolso por la fuerza y, ante la reacción instintiva de la víctima de sujetarlo, «le propinó un fuerte golpe en el ojo izquierdo y, seguidamente, con el martillo con la cabeza de teflón, le dio repetidamente en el cabeza, por lo que ella cayó al suelo». Se apropió de una cartera, diversa documentación y tarjetas, un cupón de la ONCE, varios juegos de llaves, una gafas de sol y 200 euros en efectivo. La mujer sufrió traumatismo craneoencefálico y otras heridas, que tardó treinta días en curar. Y le han quedado dos cicatrices.

Y la tercera agresión se produjo a las 13.20 horas del 11 de octubre de 2017, cuando el acusado atacó a otra mujer en Noreña mientras abría la cerradura de la puerta de su domicilio. De nuevo, «de forma rápida e inesperada, la golpeó por la espalda en la parte trasera de la cabeza con el martillo con la cabeza de teflón», apunta la Fiscalía. La víctima quedó aturdida y cayó al suelo, momento en que el agresor se llevó el bolso, que contenía una cartera con diversa documentación y tarjetas, varios juegos de llaves, efectos personales, 100 euros en efectivo y el teléfono móvil. Esta mujer sufrió también traumatismo craneoencefálico, tardó doce días en curarse y le quedan dos cicatrices.

El acusado fue detenido el 16 de octubre del año pasado en El Berrón por agentes de paisano del Cuerpo Nacional de Policía de Siero y el juez dictó dos días después un auto de prisión provisional. En el momento de la detención, portaba una bolsa de plástico con unos guantes de trabajo, un martillo y una navaja, además del teléfono móvil sustraído a la víctima de Noreña.

Reincidencia y alevosía

La Fiscalía considera que los hechos son constitutivos de tres delitos de robos con violencia y otros tres delitos de lesiones. Además, concurren las circunstancias agravantes de la responsabilidad criminal de reincidencia respecto al delito de robo con violencia, y de alevosía en todos los delitos. Y solicita una condena de cinco años de prisión por cada uno de los tres delitos de robo con violencia y tres años de prisión por cada delito de lesiones, lo que suman esos veinticuatro años.

Asimismo, en concepto de responsabilidad civil, el Ministerio Fiscal solicita indemnizaciones por más de trece mil euros por los daños físicos causados, la curación y las secuelas, así como los gastos de asistencia médica prestada.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos