Las becas de comedor, libros y material escolar beneficiarán a 167 familias

El Ayuntamiento de Siero abre un período de diez días, hasta el 14 de agosto, para presentar posibles reclamaciones a la lista provisional

J. C. D. SIERO.

El Ayuntamiento de Siero ha elaborado ya la lista provisional de beneficiarios de las ayudas para libros, material escolar y comedor para el curso 2018-2019, que ayer pasó por la comisión informativa. En total, han sido seleccionadas 167 familias y 219 escolares de Infantil y Primaria, de las 490 solicitudes presentadas, según datos facilitados ayer por la concejala de Bienestar Social, Natividad Álvarez.

La edil explicó que ahora se abrirá un período de diez días hábiles, que finaliza el 14 de agosto, para poder presentar reclamaciones. Y que este año se había fijado en doce puntos el baremo para conceder las ayudas.

Para las becas de comedor escolar, dirigidas a niños de Infantil y Primaria, se seleccionaron a 85 familias y a 131 alumnos, con una partida de cien mil euros, mientras que las ayudas para libros y material escolar -con una partida de doce mil euros- pasaron el corte 83 familias y 88 escolares.

Álvarez comentó que la mayoría de las solicitudes desestimadas se debió a superaban los ingresos económicos establecidos en las bases, o bien a que se habían presentado fuera de plazo. Existen, asimismo, cuatro solicitudes denegadas procedentes de vecinos que no están empadronados en el concejo. La concejala declinó comentar la sentencia -publicada anteayer por este diario-, que obliga al Ayuntamiento de Oviedo a conceder una beca de comedor a una familia residente en Lugo de Llanera argumentando la igualdad de todos los españoles ante la ley, que recoge el artículo catorce de la Constitución. «Prefiero no meterme en ese tema, porque desconozco el reglamento de otros ayuntamientos, ni lo que aconteció con ese expediente», dijo.

Somos pide más ayudas

Por otro lado, el portavoz de Somos Siero, Javier Pintado, solicitó ayer que el Ayuntamiento habilite una partida urgente y que tramite una nueva línea de ayudas para el comedor, libros y material escolar, pues considera que, con los baremos actuales, «se excluye a toda la clase media y a todas las familias en las que los dos progenitores trabajen».

Según sus datos, 120 escolares han quedado fuera de las becas de comedor y setenta familias, de las ayudas de libros y material escolar. Pintado lamenta que la reiterada bonanza económica que proclama el gobierno no se traslade a esta población excluida.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos