Educación saca a concurso la mejora del gimnasio del colegio de Lugo de Llanera

La fecha límite para la presentación de ofertas es el cuatro de febrero. «Los tirones de oreja funcionaron», dice la Ampa del centro

MARCOS GUTIÉRREZ LLANERA.

Los padres y madres del colegio de Lugo de Llanera comienzan a ver la luz al final del túnel. La consejería de Educación y Cultura acaba de sacar a licitación las obras de construcción para la adecuación del gimnasio y vestuarios del centro educativo. La fecha límite para la presentación de ofertas es el cuatro de febrero.

Tras conocerse el ansiado anuncio de proyecto la concejalía de Educación de Llanera destacó en un comunicado que desde el inició de la legislatura en 2015, «el compromiso educativo ha sido una de las piezas angulares de nuestro trabajo diario. Un compromiso que para nosotros se asienta en tres ejes: trabajo, diligencia, y transparencia».

En esta línea se recordó que, en virtud de la Ley Orgánica de Educación «las competencias de los municipios en cuanto a Educación» son únicamente las de atender a «la conservación, el mantenimiento y la vigilancia de los edificios destinados a centros públicos de educación infantil, de educación primaria o de educación especial». Recordaron que «en enero de 2017, el Ayuntamiento cumple su palabra y ejecuta los laterales de la pista polideportiva cubierta. Desde ese momento fueron constantes y repetidas las llamadas a la consejería interesándose por el avance del proyecto para la adecuación del gimnasio y de los vestuarios que se comprometió a asumir».

Desde Educación se insistió en que se ha trabajado «con eficacia y diligencia» para cumplir los plazos comprometidos. «Lejos de excusarnos en la nueva ley de contratos o en demoras administrativas hemos afrontado los obstáculos que se han ido sucediendo y buscando alternativas para poder sacar adelante el proyecto», apuntaron.

La presidenta de la Asociación de Madres y Padres del colegio, Liliana Sánchez, no podía ocultar su alegría. «Llevamos todas las navidades hablando con unos y con otros para ver la manera de acabar con este estancamiento», dijo. «Movimos alguna ficha y al parecer los tirones de oreja funcionaron», añadió. Sánchez insistió en que el Ampa vigilará el desarrollo del proceso.