El Llagar El Quesu reabrirá sus puertas en mayo

Fachada del restaurante El Llagar El Quesu, en Bobes. /  SUSANA SAN MARTÍN
Fachada del restaurante El Llagar El Quesu, en Bobes. / SUSANA SAN MARTÍN

Los nuevos propietarios del restaurante de Bobes mantendrán la carta «al 99%» y a la mitad de la plantilla anterior

MARCOS GUTIÉRREZ BOBES.

Uno de los clásicos de la hostelería sierense y la zona central de Asturias en general, El Llagar El Quesu, reabrirá sus puertas «en las primeras semanas de mayo», confirmaron sus nuevos propietarios. David Arroyo, uno de los dos socios que se han puesto manos a la obra para reflotar el negocio, señaló ayer que están «trabajando duramente» para cumplir esos plazos.

«El objetivo, en principio, pasa por abrir en las primeras semanas del próximo mes», recalcó. Su socio y él ya tenían experiencia en hostelería, así como en sectores ajenos a la restauración, como el de la limpieza, la jardinería y los mantenimientos industriales.

«Llevamos desde enero trabajando en el proyecto de reapertura de El Quesu», resaltó. La idea es que el establecimiento mantenga la filosofía que hizo célebre a la anterior propiedad. «Queremos que sea los mismo que era, aunque con un lavado de cara necesario y urgente, pero las costillas y el chimichurri seguirán estando ahí. Siempre se le puede dar un toque diferente, aunque la carta será, al 99%, la misma, si bien introduciremos opciones para personas con intolerancias o alergia al gluten».

Este espíritu de preservar el sabor y la manera de trabajar del antiguo local se traslada también a la plantilla. El empresario hostelero indicó que mantienen «cocineros y plantilla al 50%, algo fundamental si queremos que El Quesu siga siendo El Quesu».

A finales de 2016 el establecimiento cerró sus puertas después de casi cuatro décadas de actividad. En su momento, la empresa gestora del restaurante realizó una oferta de compra por el edificio a su propietaria, dado que estimaban que el alquiler del mismo era muy elevado y, por tanto, inasumible. En julio de 2017 el Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA) condenó a la sociedad arrendataria del restaurante homónimo de Siero a abonar 300.000 euros de indemnizaciones a sus dieciocho empleados.

 

Fotos

Vídeos