UGT se muestra «optimista» ante la negociación del convenio municipal de Noreña

L. I. A. NOREÑA.

El Ayuntamiento de Noreña celebrará el martes la mesa de negociación de la que puede salir el convenio colectivo para el personal municipal. «Soy optimista, hubo mucho que trabajar porque partimos de cero, pero creo que es un buen acuerdo tanto para la parte política como para la social», señaló ayer Raimundo García, representante sindical de UGT. «Siempre nos mostramos proclives al acuerdo y a partir del convenio podremos ponernos a trabajar en la elaboración de la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) y a reestructurar y poner orden el sector público en Noreña», defendió.

Entre las peticiones del sindicato -mayoritario en representación, seguido de CC OO-, García recordó que el objetivo principal fue la consolidación de empleo. «La mayoría de los contratos laborales corresponden a trabajadores interinos y era una situación que urgía revertir», defendió. Para ello, explicó, se acordó con el equipo de gobierno que los afectados reclamasen por vía administrativa. «La ley dispone que las plazas cubiertas con personal indefinido con sentencia ya no pueden ser consideradas estructurales y a ello nos acogimos, nos parecía muy injusto que personas que llevan trabajando quince años tuvieran que volver a examinarse», justificó García. Hasta el momento ya se han consolidado siete puestos de trabajo. «Era la única vía posible», añadió el delegado de UGT.