El octogenario que apuñaló a su expareja declarará hoy en Pola de Siero

El suceso tuvo lugar en el portal número dos de la calle La Isla en Pola de Siero. / IMANOL RIMADA
El suceso tuvo lugar en el portal número dos de la calle La Isla en Pola de Siero. / IMANOL RIMADA

El agresor, que intentó suicidarse en Oviedo, fue detenido tras recibir el alta en el HUCA a las 00:25 horas de la madrugada de ayer

JUAN VEGAPOLA DE SIERO.

El octogenario acusado de apuñalar presuntamente a su expareja en su vivienda de la Pola pasará hoy disposición judicial tras pasar dos noches en la Comisaría de la Policía Nacional sierense. Será el juzgado de Siero, por tanto, quien determine su puesta en libertad o su ingreso en prisión.

Según fuentes policiales, a las 00:25 horas de ayer recibió el alta y fue, inmediatamente, detenido y trasladado a la comisaría de Pola de Siero, donde, tras pasar el día de ayer, espera el momento de comparecer ante la justicia.

Desde el Ayuntamiento de Siero han querido pronunciarse con respecto a los hechos. La concejala de Igualdad, Bienestar Social, Consumo y Salud, Natividad Álvarez Lario aseguró que lamentan tener «una vez más» un nuevo caso de violencia de género y que este caso les afecta «mucho más» al tratarse de una vecina de la Pola y aseguró que, desde la corporación, seguirán «trabajando y luchando» a favor de la igualdad y en contra de la violencia. Además, sentenció, «¡Nos queremos vivas!». Desde las autoridades tampoco han querido confirmar si la víctima había recibido o solicitado protección anteriormente. Son ochenta y nueve las mujeres que reciben, actualmente, protección policial en los concejos de Siero y Noreña por su condición de víctimas de violencia de género. Entre el casi centenar de casos, hay cuatro calificados como de riesgo medio, ochenta de riesgo bajo o no apreciado y los cinco restantes no cuentan con orden de protección o medidas judiciales. Por el momento, no existe ningún caso catalogado de riesgo extremo.

Más información

Los hechos

El agresor fue sorprendido poco tiempo después de cometer el ataque por los agentes del Cuerpo Nacional de Policía cuando se intentaba ahorcar en su domicilio de la calle río Eo, número 10, del barrio ovetense de Ventanielles, tras dejarse las llaves del piso colocadas en la puerta de la vivienda. El hombre se encontraba ya inconsciente y fue trasladado de urgencia hasta el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA). A donde también se trasladó la víctima, -D.O., de 73 años de edad tras haber acudido por su propio pie al centro de salud de Pola con dos heridas de arma blanca.

Según pudo saber este diario, tras el fallecimiento de su marido hace unos cinco años, la agredida se trasladó a vivir a Gijón. Y, años después, inició una relación sentimental con el presunto agresor con el que llegó a convivir en el domicilio de Pola de Siero, en la calle La Isla, donde ocurrieron los hechos. Pero, hace un mes aproximadamente, la pareja rompió esa relación y la víctima le instó a abandonar su casa.