«Siero no jugó un papel protagonista, ni el que le correspondía en Asturias»

El alcalde Ángel García ayer en 'La Lupa', de Canal 10. / LUIS SANTIAGO
El alcalde Ángel García ayer en 'La Lupa', de Canal 10. / LUIS SANTIAGO

El alcalde Ángel García asegura en 'La Lupa' que el Área Metropolitana es «la gran oportunidad para poder resistir en este mundo competitivo»

JOSÉ CEZÓNSIERO.

El alcalde de Siero en funciones, Ángel García, apuntó ayer algunas de las claves que pudieron contribuir al éxito electoral del PSOE en el concejo, como la capacidad de diálogo para alcanzar acuerdos políticos, la reducción de la deuda municipal a cero, la priorización de los saneamientos o la búsqueda de inversiones externas que generen empleo. En una extensa entrevista en el programa 'La Lupa', de Canal 10, el regidor reflexionó también sobre el papel residual que Siero ha jugado históricamente en el contexto político asturiano y calificó el proyecto del Área Metropolitana como «la gran oportunidad» para la región.

García confesó que llegar a pactos con partidos de otro signo político -como el PSOE hizo con Foro- requiere un esfuerzo adicional «para explicarlos y que la gente lo entienda», si bien se mostró confiado de que la sociedad «empiece a valorar como positivo alcanzar acuerdos». Y anunció que mantendrá esa línea de diálogo, lo que ya le llevó a entrevistarse con todos los partidos electos, incluido Vox, al que augura que «entrará con normalidad» en la nueva Corporación. Confía en recibir más apoyos a su investidura que el ya anunciado de la Plataforma Vecinal de La Fresneda, y gobernar en este mandato «con amplios consensos».

El candidato socialista desveló que dejar la deuda a cero fue «un objetivo» que se había marcado al comenzar el mandato, donde superaba los once millones de euros. «Quería demostrar que somos políticos y también buenos gestores», dijo, a la vez que romper el estereotipo de una izquierda derrochadora y una derecha reparadora. «Una deuda controlada no tiene ningún problema, pero era un golpe de efecto y un buen mensaje a los ciudadanos», apuntó.

Pero añadió que ese compromiso, y sin aumentar la presión fiscal, no les impidió desarrollar un plan de inversiones estratégico, que priorizó en los saneamientos: «Diez millones en este mandato, con la duda de si los ciudadanos lo valorarían, porque se tapan y no se ven». Y los calificó como «una obra muy ideológica, porque es un servicio básico, cuidas el medioambiente y, además, intentas lo que es lo más importante, no lo que, históricamente, vende». Y anunció su intención de que «todos los vecinos de Siero tengan saneamiento», aunque en un plazo de cuatro años.

Del Centro Polivalente de Lugones, comentó que se inaugurará «para las navidades» y destacó el hecho de vaya a concentrar servicios y ahorrar costes y acerque la administración a los vecinos de esta localidad, que antaño se sintieron marginados y propugnaron la independencia de Siero. Reconoció que el polígono de Bobes es uno de los «temas pendientes», aunque confía en la inminente obra de urbanización de 400.000 metros cuadrados «sea un antes y un después, se puede comercializar, haya demanda y ocupación».

Amazon, «un ejemplo»

De la llegada de Amazon a Siero -que iniciará su actividad en agosto-, destacó que sirvió para explicar a la ciudadanía «con un ejemplo práctico lo que desde el gobierno veníamos haciendo durante todo el mandato: pelear cada posibilidad de captar inversiones». Desveló que la multinacional solo pidió «buenas comunicaciones» y que no recibió ningún beneficio fiscal exclusivo. «Tampoco lo pidieron», apostilló.

De la revisión del planeamiento urbanístico (PGOU), dijo que pretende situar al concejo en el contexto actual y que la única indicación al equipo redactor fue «que resuelva todos los problemas detectados a día de hoy y atienda todas las inisciativas privadas para generar empleo, construcción y desarrollo urbanístico».

García defendió el proyecto del Área Metropolitana, que lo ve como «la gran oportunidad, junto con otras medidas, para poder resistir en este mundo cada vez más competitivo». Propone dejar «el excesivo localismo y colaborar más para solucionar problemas comunes; yo voy allí con mucha ilusión y pocos miedos». Y celebró que la reunión constitutiva fuera en la Pola: «Supone que se reconozca a Siero como un actor principal en la política regional».

A juicio del alcalde, el concejo «no jugó un papel protagonista, ni el que le correspondía desde hace muchos años en Asturias». Y lo achacó a la «fragmentación y debilidad política de los grandes partidos en Siero, a que no supieron reivindicar su papel o a su despreocupación por los ámbitos supramunicipales». Y añadió que «lo que la iniciativa pública no supo ver, sí lo hizo la iniciativa privada y el mayor centro comercial de Asturias está en Siero, porque era el sitio».

Más