Vecinos de Lugones celebran la iniciativa de hacer una comida en la calle el lunes 27

Asistentes a la ruta de Santa Isabel en su edición del año pasado. /  SUSANA SAN MARTÍN
Asistentes a la ruta de Santa Isabel en su edición del año pasado. / SUSANA SAN MARTÍN

Colectivos ciudadanos y comerciantes confían en el éxito de esta cita de Santa Isabel, pero temen que al ser solo festivo local se vea mermada la afluencia

MARCOS GUTIÉRREZ LUGONES.

Las fiestas de Santa Isabel de Lugones comenzaron ayer con la XXXII muestra de teatro de la localidad, si bien el jueves y el viernes, día en el que se lanzará el chupinazo y la salida de la ruta de Santa Isabel, marcan el inicio de facto de las celebraciones. Este año la asociación de festejos Santa Isabel ha apostado por ofrecer el lunes 27 la primera comida en la calle que tendrá lugar en la localidad. Una iniciativa que es celebrada tanto por comerciantes como por colectivos vecinales y asociativos.

Christian Álvarez, fundador y presidente del colectivo vecinal Lugones se Mueve, destacó que este año «el cartel muy bueno, como todos, con actividades para todas las edades y gustos, a destacar como siempre las verbenas». En esta línea cree que la apuesta de la comida en la calle «es una buena idea para aprovechar el festivo y, si el tiempo acompaña, que la gente salga a la calle a pasar el día. Esperemos que tenga buena acogida». Joaquín Manuel Serrano, párroco de la localidad, también recibió de muy buen grado esta novedad. «Lugones es un pueblo muy participativo socialmente y, para mí, todo lo que contribuya a la buena relación entre la gente me parece bien, siempre que impere la concordia y el respeto y se evite el desmadre», dijo.

Añadió que «Lugones tiene dos fiestas consolidadas que la identifican por toda la geografía astur. Una es El Carbayu, el primer domingo de agosto. La otra, a final de este mes, es Santa Isabel». El sacerdote resaltó que «ambas fiestas son muy queridas y reconocidas en Lugones y yo estoy muy de acuerdo en la necesidad de conservarlas y potenciarlas». Rosa Vázquez, secretaria de la Asociación de Servicios y Comercio de Lugones, Asecol, comentó que «en general» está de acuerdo con el cartel de las fiestas. Añadió que «el día de comida en la calle es una buena idea, aunque habrá que ver los resultados». Para ella la única duda que se cierne sobre el éxito de esta nueva incorporación a las celebraciones «es que la mayor parte de los vecinos de Lugones que trabajan tal vez no la puedan disfrutar mucho, porque ese día para la mayoría es laborable, ya que muchos trabajan en Oviedo, polígonos y fuera de Lugones».

Eduardo Álvarez, 'Yayo', de la peña bolística de la localidad también recibió de buen grado la apuesta. «Me parece fenomenal todo lo que sea dar ambiente al pueblo con una nueva iniciativa, lo digo por la comida en la calle y por el día de fiesta local». En esta línea indicó que el programa festivo para este año era «estupendo». «Año tras año tratan de mejorar y la calidad de las orquestas es buena. También es destacable el bollu, que se reparte con sidra y vaso, a diferencia de otras fiestas. Además, el horario de reparto es más amplio. Solo falta que acompañe el buen tiempo», subrayó.

Fernándo Fernández Sopeña, portavoz del colectivo Arte en Lugones, valoró que la comida en la calle de Lugones «está bien», más si cabe teniendo en cuenta que «se había hablado ya, por parte de los comerciantes». Confió en que «seguro» contará con gran afluencia de vecinos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos