Vecinos de El Rebollal critican que les cobren un nuevo enganche de agua

Varios vecinos ayer en el barrio de El Rebollal. /  IMANOL RIMADA
Varios vecinos ayer en el barrio de El Rebollal. / IMANOL RIMADA

Aseguran que no recibieron «comunicación previa por escrito», mientras que el Ayuntamiento apela a lo que recoge la ordenanza

J. C. D.POLA DE SIERO.

Un grupo de vecinos del barrio poleso de El Rebollal denunció ayer que el Ayuntamiento de Siero les está enviando desde principios de mes una factura a cada vivienda por el enganche de una nueva acometida de agua «sin comunicación previa por escrito».

Según explicó Rosa Albuerne, una de las afectadas, el Ayuntamiento renovó recientemente el pavimento de la carretera que atraviesa el barrio y, con posterioridad, decidió sustituir la conducción de agua, que era muy antigua. «Como todo se fue improvisando, se nos informó de manera verbal que cada vecino debía asumir por su cuenta, y de forma inmediata bajo riesgo de quedar sin agua, las obras de albañilería y fontanería, que cada cual tuviera desde su contador hasta la llave de paso, que se instalaría en la calle para cada vivienda», explicó.

Cada vecino asumió esos gastos, pero la «sorpresa general» se produjo cuando el Ayuntamiento les presenta esta factura «en concepto de enganche de nueva acometida por la reforma de la acometida general», dijo. El importe de las facturas varía entre los 30 y los 70 euros, aunque la mayoría de ellas rondan los 50 euros. Otro residente, José de la Fuente, aseguró también que la obra se había ejecutado de manera deficiente: «Dejaron la tubería muy arriba y con el calor del asfalto, el agua de casa nos sale templada o caliente». Los vecinos anuncian que presentarán alegaciones ante el Consistorio y agradecen que este incidente «haya servido, al menos, para que nos unamos todos». En el barrio hay ahora veinticinco viviendas.

Fuentes municipales explicaron ayer que las facturas se corresponden por la actuación desde la acometida a los contadores, por una hora de mano de obra (20 euros) y el coste de las piezas que tuvieron que renovarse en cada contador. También mostraron la ordenanza que regula la tasa por prestación del servicio de suministro de agua, cuyo artículo décimo establece que «será siempre por cuenta del usuario los gastos de reparación de acometidas y, siempre que sean estos de su propiedad, los de reparación y conservación de contadores». Y añade que esos trabajos se realizarán «siempre por el personal municipal o persona o entidad encargada».

Desde el Ayuntamiento admiten que la ordenanza «igual no es suficientemente clara, porque no fija una cantidad concreta» por prestar ese servicio, pero añaden que «el coste que se repercute es mínimo y también se hizo en otros tramos donde se renovó el agua».