La situación en Pajares imposibilita a un vecino continuar con su rehabilitación