https://static.elcomercio.es/www/menu/img/asturias-startinnova-desktop.jpg

Fundación EDP: Educación y cultura emprendedora, las apuestas de EdP

Los estudiantes que participaron en la última edición del programa de becas Martín González del Valle que cada año pone en marcha EdP. /E.C.
Los estudiantes que participaron en la última edición del programa de becas Martín González del Valle que cada año pone en marcha EdP. / E.C.

Las becas Martín González del Valle facilitan la formación de más de 150 universitarios asturianos

SANDRA S. FERRERÍA

Más de 150 estudiantes universitarios asturianos, de más de 30 especialidades, completan su formación académica cada año en EdP. Esta es una de las iniciativas más destacadas de la Fundación de la compañía energética, vinculada al proyecto STARTInnova desde su primera edición, lo que refleja su apuesta por los jóvenes y la cultura emprendedora.

El educativo es uno de los principales ámbitos de actuación de la Fundación EdP, que va más allá para lograr su principal objetivo: contribuir a un desarrollo sostenible común. Para ello, también lidera proyectos de innovación, culturales, ambientales y sociales. En total, destina cuatro millones de euros anuales a las distintas iniciativas que promueve e impulsa.

El programa de becas Martín González del Valle es una de las más relevantes. No solo por facilitar la formación de más de 155 universitarios asturianos –y de más de 30 en otros puntos de España–, sino por suponer su primer contacto con el mundo laboral y empresarial. Y esto es una responsabilidad para la Fundación EdP, que supervisa y evalúa el periodo formativo de cada estudiante, clave para su futuro más cercano.

Gracias a este programa, el futuro de los estudiantes puede estar ligado a la propia energética –más de 100 personas que disfrutaron de una beca se incorporaron a la plantilla– o a proyectos innovadores, basados en su aprendizaje durante el periodo de beca.

En este ámbito educativo también destacan el programa escolar, 'Viva Nuestra Energía', que tiene como objetivo divulgar la sostenibilidad en los colegios. En 2018, más de 6.000 alumnos asturianos de 64 centros participaron en este proyecto. Igualmente, más de 2.000 escolares, de Primaria y Secundaria, visitan cada año los centros de producción de la compañía, interesados por el funcionamiento de las instalaciones y la generación de energía eléctrica.

La Fundación también colabora desde sus inicios con el Foro Comunicación y Escuela, del IES Elisa y Luis Villamil (Vegadeo), que tiene como principal objetivo complementar la formación que los alumnos reciben en las aulas con la comunicación como hilo conductor de todas las actividades que se proponen en el marco de la escuela en el medio rural.

El emprendimiento y la innovación son seña de identidad de EdP. Prueba de ello es su apuesta por las empresas jóvenes, para las que pone en marcha distintos programas, como el 'EdP Starter Acceleration Program'. Se trata de un programa de aceleración de startups que, a través de varias sesiones, forma a los emprendedores en disciplinas que les permitan continuar desarrollando sus proyectos, al mismo tiempo que les abre la puerta para colaborar y poner en marcha sus ideas con EdP.

En este mismo ámbito, la compañía organiza cada año la competición 'EdPOpen Innovation', que reúne y premia los proyectos más innovadores del sector en diferentes países. En una de las últimas ediciones ganó una startup española, Rated Power, que trabaja en el diseño y desarrollo de plantas fotovoltaicas.

Las colaboraciones de la Fundación EdP también se extienden a la investigación biomédica de excelencia en Asturias, con el apoyo a la Fundación de Investigación e Innovación Biosanitaria de Asturias (Finba).

Dentro de las iniciativas culturales que apoya la Fundación, destaca la colaboración con la Asociación AlNorte, impulsada por EL COMERCIO; la Beca Antón de Ayuda a la Creación Escultórica, en el Museo Antón de Candás; y colaboraciones con la Fundación Museo Evaristo Valle, el Centro Niemeyer o la Asociación Cultural Valdedios.

Los proyectos ambientales y sociales también son una prioridad para la Fundación EdP. Destacan, por un lado, su programa de plantación de árboles –entre 10.000 y 20.000 cada año– y la repoblación de los ríos asturianos para fomentar el respeto, la mejora y la recuperación del entorno, que tiene también un eje prioritario en la Fundación Oso de Asturias, en la que la Fundación EdP participa de forma muy activa. Y, por otro lado, los programas 'EdP Solidaria y Energía Solidaria', a través de los cuales impulsa proyectos de asociaciones y ONG, que buscan mejorar la calidad de vida de las personas.

Recientemente, la Fundación presentó los 10 proyectos asturianos que apoyará dentro de EdP Solidaria este año, a los que destinará más de 190.000 euros. Desde la puesta en marcha de esta iniciativa, en 2015, la Fundación ha destinado 600.000 euros a 26 proyectos que benefician a casi 50.000 personas.

En cuanto a Energía Solidaria, programa que la Fundación desarrolla con la colaboración de Cáritas y Cruz Roja, también desde 2015, la entidad ha desarrollado proyectos de mejora de la eficiencia energética en hogares de 74 familias y en 15 centros de las ONG.

LA ENTIDAD

La Fundación EdP tiene por misión reforzar el compromiso del grupo en los ámbitos geográficos en los que se centra su actividad dentro de una perspectiva de desarrollo sostenible.