«El suicidio no se trata con silencio»

Los usuarios y profesionales del Centro de Rehabilitación Psicosocial de San Lázaro, autores de la exposición, junto a José Ángel Arbesú, Luis Hevia y Beatriz Camporro ante las fotografías expuestas en el HUCA. / PABLO LORENZANA
Los usuarios y profesionales del Centro de Rehabilitación Psicosocial de San Lázaro, autores de la exposición, junto a José Ángel Arbesú, Luis Hevia y Beatriz Camporro ante las fotografías expuestas en el HUCA. / PABLO LORENZANA

Los pacientes con enfermedad mental piden «diálogo» para acabar con los estigmas | El HUCA acoge una exposición con fotografías tomadas por los enfermos que busca concienciar sobre estos trastornos

LUCÍA R. LORENZOOVIEDO.

«El suicidio no se trata con silencio, hay que encontrar el modo de hablar de ello». Así lo explica Arturo Fernández, uno de los usuarios del Centro de Rehabilitación Psicosocial de San Lázaro que ha puesto en marcha, junto con sus compañeros y profesionales, una exposición para concienciar sobre cuestiones relativas a la salud mental.

Tres de esas imágenes, expuestas en el HUCA, retratan a personas en blanco y negro y están inspiradas en la conocida escultura 'Los tres monos sabios'. Una de las personas tiene un esparadrapo en los labios; otra, unos auriculares en las orejas; y la tercera, los ojos vendados. «De la enfermedad mental y del suicidio no se quiere hablar, escuchar ni ver», critica la terapeuta ocupacional del centro Elena Díaz. Eso reflejan estas imágenes. Las tres tienen en común el símbolo punto y coma para rendir tributo a un movimiento de carácter mundial que tiene el mismo nombre. «Lo creó Emi Bleuel cuando su padre se suicidó por una depresión. Entonces, se tatuó un punto y coma que significa seguir con la vida en los momentos difíciles en lugar de poner un punto final», explica uno de los autores. Entre ellos, cita, «pueden encontrarse las adicciones, problemas psicológicos o el suicidio».

Una escalera muestra -en otra de las fotografías- el arduo camino que recorren las personas que padecen una enfermedad mental para sobreponerse al «bucle» en el que se encuentran inmersas. Son seis los peldaños que están pintados con frases de colores. «Lucha con coraje, camina con ilusión, encuentra tu resiliencia, gana seguridad y consigue tu libertad» son los escalones que hay que subir «para superarte a ti mismo», detalla Arturo Fernández. Todos ellos, llevan al último peldaño: la meta 'conecta con la vida', que da nombre a esta exposición.

Otra de las imágenes, teñida en matices de grises, ilustra unas manos encadenadas a unas esposas. «Si alguien se fija bien verá que el eslabón del medio está roto; si hace fuerza se romperá y, así podrá liberarse», expone.

El miedo es otro de los obstáculos a superar en el camino. «Cuando una persona enferma, se encierra en sí misma por diferentes miedos. La sociedad es uno de estos fantasmas que teme», abunda. Arturo Fernández, ante la siguiente imagen de la colección, un globo reventado en el que están pintados estos seres fantasmagóricos, dice: «Una vez que lo explotas, los miedos desaparecen». «Cuando entras en la unidad de psiquiatría te quitan todo: el móvil, la cartera y los cordones de los zapatos para que no te suicides», detalla Arturo Fernández. Y en las imágenes hay una en la que aparecen los zapatos con una lazada: «Simboliza un estado normal», indica y añade que «el esparadrapo que tienen los zapatos en la segunda imagen es para evitar que bailen las lengüetas».

Estas son algunas de las imágenes que dan forma la exposición con la que se busca concienciar sobre estas enfermedades y que estará hasta el próximo 18 de octubre en el nivel -1 del edificio de Consultas Externas del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA).

Plan de Salud Mental

Ciudadanos, por otra parte, pidió al Gobierno del Principado que se ponga en marcha un nuevo Plan de Salud Mental, una iniciativa que consideran es urgente. «Medios suficientes, prevención y tratamiento temprano» son algunas de sus reivindicaciones.

Más información