Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
AVILÉS - GIJÓN - OVIEDO | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Local

AVILES
Medio Ambiente sanciona a Arcelor con 300.000 euros por el vertido de alquitrán a la ría
La Consejería emitió ayer la propuesta de resolución, que considera que los hechos constituyen una «infracción grave» Se incluye multa, indemnización y los costes de la limpieza

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Medio Ambiente sanciona a Arcelor con 300.000 euros por el vertido de alquitrán a la ría
LIMPIEZA. Los trabajos de recogida del alquitrán vertido a la ría y limpieza de las playas duraron varios días. / RAFA GONZÁLEZ
327.000 euros en concepto de multa, daños y perjuicios, y repercusión de los costes de limpieza. Ésta es la propuesta de resolución emitida ayer por la Consejería de Medio Ambiente del expediente sancionador abierto contra ArcelorMittal como consecuencia de los vertidos de alquitrán producidos en la ría el 20 de noviembre del año pasado. La propuesta de resolución se emite apenas dos meses después de iniciado el expediente, que se abrió transcurridos tres días desde el vertido. Así, se cumplen los objetivos manifestados en su día desde el Principado. Por un lado, acelerar el proceso para imponer a la mayor brevedad la sanción que, por otra parte, es la máxima que contempla la normativa vigente para este tipo de hechos.

La resolución de la Consejería de Medio Ambiente considera que los hechos probados «constituyen una infracción administrativa de la Ley de Costas calificada como grave». En este sentido, la sanción impone el pago de 200.337 euros en concepto de multa, 28.747 como indemnización por daños y perjuicios y 98.156 por los costes de la limpieza del pedrero y el arenal de Zeluán.

El Principado considera probado que las siete toneladas de hidrocarburos que aparecieron el 20 de noviembre en la ría avilesina procedían de Arcelor. Así, según recordaba la Consejería ayer, el personal técnico del Servicio de Calidad del Agua de la Dirección General de Agua y Calidad Ambiental constató que las muestras recogidas del vertido «coincidían con las halladas en un canal Parshall del colector número 5 de la factoría». Estos restos se hallaron en el fondo del canal, que es uno de los conductos de salida de fluidos de las instalaciones de la empresa a la ría, y fueron los que llevaron a la apretura del expediente sancionador.

«Mayor gravedad»

Varios hechos fueron tenidos en cuenta por la Consejería de Medio Ambiente a la hora de decidir la cuantía de la sanción. Entre los más importantes están las actuaciones impulsadas por el Principado para la recuperación ambiental de la ría, con la limpieza de los lodos y la recuperación del cauce como ejemplos. Este factor incrementó la gravedad del vertido respecto a si se hubiese producido en una zona ya contaminada.

Para los responsables de la Consejería, «queda claro que la calidad de las aguas y de su entorno son una aspecto importante para la recuperación ambiental y la conservación de la zona». En este sentido, recuerdan que la zona de San Balandrán está incluida en el área de valores naturales «donde se intentan prevenir los efectos negativos de actuaciones lesivas para el medio ambiente». Así, destacan que dicha área incluye el Monumento Natural de la charca de Zeluán y la ensenada de Llodero.

De la misma forma, a la hora de proponer la sanción el Principado ha tenido en cuenta la repercusión de los vertidos en la opinión pública y en la ciudadanía avilesina.

Por último, también se ha incluido el coste de los trabajos de recuperación y reparación de la zona, que tuvieron que correr a cargo del Principado al haber negado ArcelorMittal su implicación en el vertido.

La aparición del alquitrán no sólo afectó al aspecto de la ría, sino que llegaron a la playa de Zeluán y sus restos aún se pueden ver en los pedreros de la zona de Llodero. De la misma forma, los expertos cuantificaron poco después de los vertidos que al menos el 14% de las aves avistadas se habían visto afectadas y registraban manchas de diferentes dimensiones. Desde entonces, vertidos más pequeños se han venido produciendo sin que se haya delimitado su procedencia.

| Comparte esta noticia -

¿Qué es esto?

Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS