El Festival de Cine LGBTIQ se abre a la música y la palabra

Cuadros, Monteserín e Ibaseta, ayer. /
Cuadros, Monteserín e Ibaseta, ayer.

La segunda edición del certamen contará con diez películas de nueve nacionalidades de Europa y América en el Centro Niemeyer

M. PICHEL

El primer paso siempre es complicado. Dar el segundo, denota que se empieza a caminar. Lo consigue este año el Festival de Cine LGBTIQ (lesbianas, gays, bisexuales, transexuales, intersexuales y 'queer'), del 30 de abril al 6 de mayo, en el Centro Niemeyer, con vocación asturiana y nacional. Presentado ayer, con la presencia de la alcaldesa, Mariví Monteserín, aporta novedades como la apertura a la palabra y a la música.

La construcción de un festival de relevancia y referencia es un proceso. El de Avilés, obedece a una razón de visibilidad, de respeto. Como decía la alcaldesa, «este festival se hace en la ciudad adecuada, muy tolerante. Los tiempos no son buenos, y el arte tiene que contribuir a la tolerancia». Resaltaba, asimismo, la excelencia de la programación.

Se proyectarán diez películas (nueve en competición), de nueve nacionalidades. Filmes «que reflejan diversidad sobre los temas, ofrecen modelos familiares distintos, desde diferentes puntos de vista, o el reconocimiento de la senectud, de la vida como un proceso», en palabras del coordinador de actividades del Niemeyer, Borja Ibaseta.

Entre los platos fuertes, la cesión de la palabra a Boris Izaguirre, el miércoles 3. Y la clausura con el músico Rodrigo Cuevas, el sábado 6.

Diversidad temática

Reflexiones sobre el envejecimiento, el SIDA y la homosexualidad, en la cinta 'Strike a pose', partiendo de los participantes en la gira de Madonna Blond Ambition (1990), 25 años después. El cambio de percepción de la sociedad, con tres chicas que de repente se convierten en chicos, en 'Girl Lost'. Una familia no convencional, en 'Don't look at me that way'. Un suceso real, acontecido en la Checoslovaquia de los años 70, en 'Yo, Olga'. La invisibilidad del colectivo transgénero, en 'Female to what the fuck'. El cambio en un padre tras recibir una paliza su hijo al que le gusta vestirse de mujer, en 'Nunca vas a estar solo'... Diferentes enfoques «del activismo, a través de formatos artísticos», según destacaba Carlos Cuadros, director general del Centro Niemeyer.

Conferencias

La palabra tendrá protagonismo junto a la imagen. En colaboración con la Universidad de Oviedo, habrá charlas como 'Cuando éramos diosas' (24 de abril) y 'Genealogías africanas' (28 de abril). Y en el seno de la semana de actividad, 'La importancia de la detección precoz del VIH', Un pupitre para nuestro alumnado LGBTIQ', 'Sexualidades juveniles. Amor y diversidad' y 'Educar en la diversidad afectivo-sexual'.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos