Avilés pedirá al Gobierno que intervenga Alcoa si el martes no hay una solución

Avilés pedirá al Gobierno que intervenga Alcoa si el martes no hay una solución

Unas dos mil personas participan al grito de «Alcoa no se cierra» en la marcha desde la factoría de Avilés hasta la plaza de España

J. F. G.

La alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín, ha anunciado al término de la marcha en defensa de Alcoa en la que han participado unas dos mil personas que exigirá al Gobierno de España que intervenga las factorías de Avilés y de La Coruña si el martes la multinacional estadounidense no ofrece una respuesta acorde con las exigencias.

«Alcoa ha sido desleal. No ha cumplido ni uno solo de los compromisos. Nos chantajea y no podemos seguir permitiéndolo. Exigimos a la empresa ue conceda un plazo de seis meses para encontrar una solución, y si la respuesta no es positiva pediremos al Gobierno que intervenga», manifestó minutos después de que los participantes en la marcha llegasen a la plaza de España. Monteserín no se quedó ahí. También reclamó que se impongan sanciones a la empresa así como la obligación de indemnizar a los perjudicados.

Más noticias

El presidente del comité de empresa, José Manuel Gómez de la Uz, agradeció «el apoyo que una vez más nos brinda la comarca de Avilés. Vamos a luchar y vamos a ganar. El martes no se acaba nada. No aceptamos un cierre a trozos. El Gobierno tiene una jefe que se llama Pedro Sánchez. ¿Dónde está?, se preguntó.

La marcha partió a las once de la mañana desde la portería de la planta de la multinacional del aluminio en San Balandrán al grito de 'Alcoa no se cierra' y recorrió en apenas hora y media los cinco kilómetros que la separan de la plaza de España.