El colector de aguas industriales entrará en servicio en septiembre

Manuel Gutiérrez y Fernando Lastra se saludan después de la firma de la cesión. A su derecha, Hugo Morán y Mariví Monteserín. /Patricia Bregón
Manuel Gutiérrez y Fernando Lastra se saludan después de la firma de la cesión. A su derecha, Hugo Morán y Mariví Monteserín. / Patricia Bregón

La Confederación Hidrográfica del Cantábrico y la consejería de Infraestructruas firman la cesión del equipamiento

FERNANDO DEL BUSTO Avilés

El colector industrial de la ría de Avilés entrará en funcionamiento el próximo mes de septiembre, evitando el vertido a la ría de 18 millones de metros cúbicos de aguas industriales que, a partir de ese momento, llegarán directamente a la mar a través del emisario submarino de Xagó. La entrada en funcionamiento del equipamiento que culmina el saneamiento de la cuenca de Avilés es posible después de que esta mañana el consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, Fernando Lastra, firmase con Manuel Gutiérrez, presidente de la Confederación Hidrográfica del Cantábrico, la cesión de la infraestructura que, a lo largo de los últimos seis años, ha sido objeto de disputa entre la administración central y el Principado.

Una vez que entre en funcionamiento el colector, Cogersa, Fertiberia, Alcoa, Dupont, Asturiana de Zinc y Saint-Gobain dispondrán de un mes para conectarse a él. ArcelorMittal contará con un plazo de tres meses. La diferencia se debe a que la empresa metalúrgica dispone de diferentes instalaciones que se deben conectar, lo que incrementa la complejidad.

La entrada de funcionamiento del colector representará un punto y aparte sustancial en el saneamiento de Avilés, donde ayer se anunciaron nuevas inversiones millonarias. Así, el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán, avanzó que el próximo año debería licitarse la reforma de la estación depuradora de Maqua, con una inversión de cuarenta millones de euros, una partida superior a su coste inicial. Eso se debe al incremento de las exigencias medio ambientales para el saneamiento de agua. Además, se modificarán sustancialmente elementos de su funcionamiento y se cambiarán partes de los tratamientos de los lodos para evitar la generación de sulfídricos, que tantas molestias provocan en los vecinos de la zona.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos