Un informe aconseja excavar para confirmar la fosa de La Pinera

El grupo de trabajo pide que se autorice el trabajo y califica de «bochornosa» la gestión del Principado y el gobierno de Avilés

F. DEL BUSTO AVILÉS.

Un estudio con rádar geofísico de los terrenos en los que se encuentra la fosa de La Pinera ha detectado la existencia de «anomalías que pueden estar asociadas al desarrollo de fosas comunes», por lo que se solicita iniciar «estudios invasivos», es decir, excavaciones para confirmar la existencia de la fosa común en las inmediaciones de Llaranes.

Así lo aseguró ayer el grupo de trabajo que, en los últimos años, ha venido impulsado la preservación de este espacio, además de la recuperación de los restos humanos de los represaliados tras la Guerra Civil. La presión del este grupo fue fundamental para modificar el trazado de los accesos al Parque Empresarial Principado de Asturias y evitar que la fosa común fuese tapada por la nueva carretera.

En la última reunión del grupo de trabajo, se calificó como «vergonzosa» la gestión del gobierno municipal y el Principado de Asturias sobre la recuperación de los restos de esta fosa común.

Así, se lamenta que a pesar del compromiso del consejero de Presidencia, Guillermo Martínez, de estudiar con el georradar de la Universidad de Oviedo, la Consejería de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente del Principado de Asturias subcontrató con una empresa esos trabajos. «No dudamos del buen hacer de la empresa, pero es un incumplimiento más del gobierno en materia de Memoria Histórica», afirmaron.