Las invitaciones para las galas se agotan en un tiempo récord

A. L. JAMBRINAAVILÉS.

Han volado las invitaciones para acudir las dos galas que acogerá el Auditorio del Centro Niemeyer el viernes 16 y el sábado 17, en las que actuarán las cinco agrupaciones participantes. En tan solo dos días, las taquillas se quedaron sin entradas, una muestra más de que el público avilesino espera con ganas cada edición del Festival Folclórico Internacional. «La verdad es que todos los años se agotan en un tiempo récord y eso es un síntoma de las ganas que tiene la gente y lo que disfrutan con este festival», celebró el Presidente de la Agrupación Sabugo ¡Tente Firme!, Abelardo González, al enterarse de la noticia.

No obstante, para quienes no han conseguido una de estas codiciadas invitaciones, también habrá oportunidades de disfrutar de la música, la variedad cultural y el folclore de los grupos que llegan de Argentina, Tahití, Serbia y Sri Lanka.

Todos ellos desfilarán por las calles y plazas del casco histórico durante toda la jornada del jueves. Lo harán en horario de mañana y de tarde, entre las doce y media y la una y media del mediodía y desde las siete hasta las nueve y media de la noche. Las galas de apertura y clausura que acogerá el Niemeyer empezarán a las ocho de la tarde ambos días.

Por el momento, el programa comienza hoy con una recepción oficial a las agrupaciones por parte de la alcaldesa, Mariví Monteserín, y la concejala de Festejos, Yolanda Alonso, que tendrá lugar en el salón de recepciones del Ayuntamiento de Avilés a la una del mediodía.

Ya a las siete y media de la tarde tendrá lugar el esperado desfile e izado de banderas de los países participantes en la plaza de Domingo Álvarez Acebal. Acto seguido, a las ocho y media, se celebrará una misa solemne de las Naciones en la Iglesia parroquial de Santo Tomás de Cantorbery.

Además de los eventos abiertos al público, el programa se completará con una cena y un encuentro de convivencia entre las agrupaciones participantes, que se celebrará el jueves «y sirve para que pongan en común sus culturas y tradiciones folclóricas», destacó González.