Medioambiente fomenta el uso del contenedor marrón en los colegios

Se establecerá un protocolo de actuación con el inicio de curso para que los restos orgánicos de los comedores escolares se reciclen

S. G.PIEDRAS BLANCAS.

La concejalía de Medioambiente de Castrillón fomenta el uso del contenedor marrón de reciclaje de materia orgánica en los centros escolares. El septiembre, con el inicio del curso, se pondrá en marcha un protocolo de actuación para que los comedores de los colegios depositen los restos orgánicos en estos contenedores.

Esto se logrará gracias a la puesta en marcha del servicio de recogida tanto en Salinas, Raíces, Coto Carcedo y Piedras Blancas, donde esta semana se ha incrementado el número de contenedores. En enero de este año se ponía en marcha el servicio en la capital con un total de veinte recipientes en los que depositar la materia orgánica, repartidos por las principales calles.

El Ayuntamiento acaba de instalar nuevos en las calles Castillo Gauzón, Gijón y Juan Sin Tierra (en la urbanización Las Murias, cercana al colegio El Vallín y el instituto de El Villar), en el Barrio de San Francisco (frente al colegio) y en el colegio Maestro José Luis García Rodríguez 'Campiello' y la escuela infantil El Texu. «Continuamos apostando con claridad por el desarrollo del reciclaje, dotando de los servicios correspondientes al conjunto de la ciudadanía como garantía de sostenibilidad ambiental», explicó ayer el concejal de Obras y Medio Ambiente, Iván López.

Impulso del sistema

Por otro lado, desde la concejalía impulsarán el uso de este servicio entre toda la ciudadanía. Para poder depositar la materia orgánica en los contenedores es necesario contar con una tarjeta de apertura, que se puede solicitar de manera gratuita, en las dependencias municipales en horario de 9 a 14 horas. Junto a la tarjeta se les entregará un pequeño contenedor en el que depositar los restos en su domicilio para su posterior traslado al contenedor marrón.