El Puerto y ArcelorMittal aún no tienen permiso para utilizar drones en sus instalaciones

Un dron sobrevuela el Puerto de Avilés hace dos años, cuando se presentó el proyecto. / LVA
Un dron sobrevuela el Puerto de Avilés hace dos años, cuando se presentó el proyecto. / LVA

La Agencia Estatal de Seguridad Aérea advierte de que los operadores necesitan una autorización especial en el área de maniobra del aeropuerto

ALBERTO SANTOS AVILÉS.

Ni el Puerto de Avilés puede utilizar aún drones para el control de la mercancía en sus muelles, ni ArcelorMittal tiene permiso para que la empresa de seguridad Prosegur vigile sus instalaciones desde el aire. Los operadores, es decir, las empresas que les han ofrecido sus servicios a ambas entidades no disponen de autorización para volar en espacio aéreo controlado, como es el caso de la comarca de Avilés, ya que está bajo el área de maniobra de despegue y aproximación del aeropuerto de Asturias.

La Agencia Estatal de Seguridad Aérea (Aesa) confirmó ayer a LA VOZ DE AVILÉS que todavía no se ha concedido ningún autorización en el Principado. Además, les corresponde a los operadores, y no en este caso al Puerto o a ArcelorMittal, la solicitud de la licencia pertinente. Si lo hacen sin esa licencia, se exponen a una sanción.

La Autoridad Portuaria de Avilés presentaba hace dos años un proyecto para el uso de aeronaves no tripuladas pilotadas por control remoto (drones) para medir y controlar los acopios de mercancías en los muelles. Tras hacer una presentación pública, los planes quedaban en suspenso ante la negativa de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea en base a una restrictiva normativa antigua. Un año después se flexibilizaban las exigencias en un nuevo marco normativo que regula el vuelo de estos aparatos en áreas próximas a aeropuertos y vías de aproximación. A pesar de ese cambio, los operadores tienen que solicitar el correspondiente permiso especial, que en el caso del Puerto aún está en fase de tramitación.

En cuanto al anuncio en noviembre de Prosegur sobre la vigilancia de las instalaciones de ArcelorMittal con drones, el Aeropuerto de Asturias se puso inmediatamente en contacto con la multinacional para advertirle de la restricción, y la empresa le remitió a la compañía de seguridad. Ésta asegura en su web que desde 2015 está incluida en el listado de Aesa 'Organizaciones habilitadas para realizar actividades técnicas o científicas con drones', con lo que la se adecua a la normativa establecida por el Ministerio de Fomento para poder incorporar los drones a las tareas de vigilancia. Pero esa autorización no sirve para espacio aéreo restringido como el de la comarca de Avilés, por lo que tendrán que tramitar otro permiso si quieren sobrevolar ArcelorMittal.

Y si algún padre o madre piensa regalarle un dron a su hijo en Navidad, Aesa le recuerda que debe utilizarlos en los espacios adecuados y respetar las medidas de seguridad.

 

Fotos

Vídeos