María Jesús Otero: «Siempre tuve claro que quien mandaba en Educación era el consejero»

María Jesús Otero, en el banquillo de los acusados. /
María Jesús Otero, en el banquillo de los acusados.

La exdirectora general niega durante el juicio del 'caso Renedo' haber tenido nunca competencias para contratar obras

EFEOviedo

La exdirectora general de la Consejería de Educación, María Jesús Otero, ha negado este lunes haber tenido nunca competencias para contratar obras y ha destacado que "siempre tuvo claro que quien mandaba en la consejería de Educación era el consejero (José Luis Iglesias Riopedre)". Otero ha añadido que les llegaban "cantidades ingentes de necesidades por parte de los centros educativos" por lo que no tenían razón alguna para inventárselas.

"Yo nunca estuve en una mesa de contratación como directora general. A nosotros nos correspondíaproponer soluciones, pero luego el equipo de la consejería decidía y el visto bueno lo daba el consejero", ha manifestado la acusada que ha respondido únicamente a las preguntas de su abogada, Ana Muñiz.

El fiscal pide para Otero once años y medio de prisión por prevaricación, fraude y exacciones fiscales, malversación de caudales públicos y cohecho, así como una multa que se corresponde con la cifra de dos millones y medio que habría recibido "como mínimo", según la investigación, de los gerentes de Igrafo y Almacenes Pumarín por amañar contratos.

Otero ha respondido únicamente a las preguntas de su abogada, Ana Muñiz, aunque ha tenido que escuchar las preguntas de Fiscalía y de acusaciones particulares que se han sucedido durante más de una hora y las diversas actuaciones fraudulentas que se le atribuyen.

«Se nos mandó facturar de otra forma»

Antés de Otero, el segundo de los acusados en declarar, tras la funcionaria Marta Renedo, ha sido el gerente de ASAC, Maximino Fernández, para el que el Fiscal pide cuatro años de cárcel al estar acusado de "cobrar irregularmente del Principado y pagar luego a Marta Renedo por trabajos no hechos".

Fernández, en respuesta a preguntas de la Fiscal ha indicado que conoció a Marta Renedo a través del entonces director general, José Carlos Madera. Ha indicado que desde las empresas "se ha tratado de hacer un favor al Principado de Asturias" y ha reconocido que se facturaron obras que no se realizaron y se pagaban otras por adelantado. "Se nos mandó que facturásemos de otra forma", ha dicho el acusado que ha indicado que en aquellos momentos aquello era "habitual".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos