En la antesala de los últimos Príncipe

La directora de la Fundación Príncipe rodeada de buena parte del equipo, que trabaja estos días sin descanso. /
La directora de la Fundación Príncipe rodeada de buena parte del equipo, que trabaja estos días sin descanso.

Los ordenadores no se apagan y los horarios no terminan. Todo se multiplica en otoño, pero esta vez, más que nada las expectativas

PACHÉ MERAYO OVIEDO.

A medida que la cuenta atrás se acorta, las jornadas se hacen sensiblemente más largas. Es la ecuación impertérrita que gobierna estos días en la calle ovetense del General Yagüe, donde tiene su sede la Fundación Príncipe de Asturias. Un lugar, envuelto en los grises y azules corporativos, entrelazados en blancos inmaculados, que se queda pequeño cada otoño, especialmente cada octubre, cuando en el calendario se cuenta por días la distancia con la ceremonia del Teatro Campoamor. Hoy se despliega la última página. Quedan solo seis jornadas para que el Rey, por primera vez el Rey, haga entrega de los Premios Príncipe de Asturias cerrando con ese gesto un capítulo histórico en la Fundación. Seis días en los que la actividad se vuelve frenética. El desembarco de los premiados (algunos como Quino empiezan a llegar ya mañana mismo), el despliegue de actividades por varios escenarios de la región, y la inminente llegada de casi un millar de periodistas de todas partes del mundo que pondrán altavoz a lo que ocurra en el centenario coliseo obligan a redoblar los esfuerzos. Pero hace ya varias semanas que en la Fundación se trabaja a contrarreloj. El retrato de la antesala de los Príncipe se dibuja duplicando el personal y cuadruplicando el trabajo y las horas de dedicación.

PROGRAMA DE ACTOS DE LA SEMANA DE LOS PREMIOS PRÍNCIPE DE ASTURIAS

Martes 21 de octubre

Tazones de Historia. Ciclo de conversaciones con el Premio Príncipe de Ciencias Sociales Joseph Pérez. 'Carlos V, el heredero afortunado'. Casa de los Hevia, Villaviciosa, 10.30 horas. Tras la charla, visita a Tazones. 50 asistentes acceso por orden de inscripción en la web www.fpa.es.

Quino con escolares. 12 horas, encuentro del Premio Príncipe de Comunicación y Humanidades con escolares en el colegio Fozaneldi de Oviedo.

Reunión de Mafaldólogos. 19.30 horas, Teatro Filarmónica de Oviedo. Quino recibirá un homenaje presentado por Álex Grijelmo. Intervienen Mara Torres y Gallego&Rey, entre otros.

Caddy Adzuba. 19.30 horas, Teatro Palacio Valdés de Avilés, encuentro con la periodista Príncipe de Asturias de la Concordia. Se proyecta un corto de Ouka Leele. Modera Angels Barceló.

Miércoles 22 de octubre

Desayuno con Avelino Corma. Uno de los galardonados de Investigación Científica participará en un encuentro con profesionales -acceso por invitación- en el Instituto Nacional del Carbón-Incar.

Pérez en Gijón. Josep Pérez participa en un encuentro, restrigido a 50 asistentes, en la Casa Natal de Jovellanos bajo el título 'Hombres de Estado: de Cisneros a Jovellanos. 10.30 h.

Mesa redonda. Con los tres premiados con el Príncipe de Investigación Científica y Técnica, Avelino Corma, Mark E. Davis y Galen D. Stucky, en la Facultad de Química. Acceso libre.

'Quino por Mafalda'. Claustro del Edificio Histórico de la Universidad, se inaugura la muestra que permanecerá abierta hasta el 29 de noviembre. Sopas para Mafalda. De 13 a 15, en el patio del Edificio Histórico de la Universidad, acceso libre. Cocineros de la Asociación de Restaurantes de la Fomento de la Cocina Asturiana buscan una receta que le gustaría a Mafalda.

Frases en blanco y negro. Teatro Jovellanos, 19.30 horas. Encuentro del Premio Príncipe de las Letras, John Banville, con representantes de los clubes de lectura de Asturias, Galicia y Cantabria. Modera el escritor argentino Rodrigo Fresán. 120 localidades libres.

Programa Fulbright. 19.30 horas, edificio histórico de la Universidad, acceso libre. Mesa redonda con los galardonados del Premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional. Título, 'Fulbright: un puente entre sociedades y culturas basado en las personas'. Modera Montserrat Domínguez y participan Tom Healy, Mark Alexander y Sylvia Torán, entre otros.

Jueves 23 de octubre

Desayuno de trabajo. 9.30 horas, con Corma, E. David y D. Stucky, y profesores e investigadores. Acceso con invitación.

Tazones de Historia. 10.30 horas, biblioteca del Edificio Histórico de la Universidad, acceso limitado a 50 personas, último encuentro con Joseph Pérez. 'De judíos e inquisiciones'.

Banville con los estudiantes. 12 horas, campus de Humanidades. Acceso libre.

Joseph Pérez en la Junta. 12 horas, visita al parlamento asturiano. Acceso restringido.

Sesión informativa Fulbright. 13 horas, Escuela Politécnica de Ingeniería de Gijón. Presentación del programa a alumnos. Acceso libre.

Debate 'Arquitectura: el futuro en construcción'. 18 horas, Laboral Centro de Arte. Con Frank Gehry, Príncipe de las Artes, Rafael Moneo y Benedetta Tagliabue. Acceso libre hasta completar aforo de 200 localidades. El centro acoge la muestra 'Sobre el terreno' con maquetas, fotografías, vídeos de la obra de Gehry en España.

Empezar a correr. Mary Wittenberg, directora del Maratón de Nueva York, Premio de los Deportes, da una conferencia junto a los atletas Tegla Loroupe y Germán Silva. 19 horas. Colegiata de San Juan Bautista. Acceso libre.

Viernes 24 de octubre

Inauguración exposición Gehry. Laboral Centro de Arte y Creación Industrial. Ceremonia de entrega de los Premios Príncipe. Teatro Campoamor. Con invitación. Presiden los Reyes de España.

Sábado 25 de octubre

Carrera popular la Gran Manzana en Gijón. Sale a las 11 horas del parque de los Hermanos Castro rumbo a la Pescadería Municipal, donde estará instalada la meta de esta prueba de 5 kilómetros. Dorsales agotados.

Entrega a Boal del Premio al Pueblo Ejemplar.

De 24 personas fijas se pasa en otoño a superar el medio centenar. Todos bajo la dirección de Teresa Sanjurjo, que lleva ya cinco años al frente de la Fundación y nunca olvida hacer hincapié en que el trabajo que ahora está a las puertas de verse materializado es el resultado no solo de estas semanas de no parar, sino de un año de esfuerzos continuos. Y es cierto que la institución que promueve los Premio Príncipe de Asturias y el Premio al Pueblo Ejemplar no cierra por vacaciones. Pero también que con la estación recién estrenada todo se multiplica. Llama la atención, por ejemplo, en lo que al aumento considerable de personal se refiere que la gran mayoría de quienes forman el equipo son mujeres y todas y todos, sin excepción, tienen un destacado currículo en el que no faltan los estudios superiores y postrado, además del conocimiento de varios idiomas. El que menos habla dos. Pero entre el personal de la Fundación hay muchas personas que hablan cinco. Estos días se utilizan todos.

Cuando la cuenta atrás comienza los teléfonos no paran de sonar. Los ordenadores no se detienen, ni se cierran las puertas a la hora de comer. Un pequeño espacio, luminoso y acogedor, que todos llaman «el office», testifica cada día los pocos tiempos de descanso. Las pequeñas paradas para desconectar sin salir del edificio. Y es que durante estos días, con la fecha de los Premios a la vuelta de la esquina (el próximo viernes), no hay horarios. Todos saben cuándo comienza la jornada. Nadie tiene idea de cuándo acaba. Lo dicho, todo se multiplica. Y en esta edición, de manera extraordinaria, las expectativas. El hecho de que don Felipe acuda a la ceremonia en calidad de monarca ha despertado el interés. Desde el mismo día de la abdicación del Rey Juan Carlos la petición de entradas para acudir al Campoamor se desbordó. Siempre es muy importante, pero este año ha sido excepcional.

El hecho de que se trate de una velada histórica, por lo que tiene de principio y lo que también tiene de fin, no hay que olvidar que la Fundación cambiará de género en favor de la Princesa Leonor, ha puesto los focos desde todos los rincones del mundo. Y para que todo salga bien cada sección de la institución se implica en todos y cada uno de los pasos. El trabajo es trasversal. Desde la secretaría a la comunicación todo se centra en el mismo objetivo, intentar que la cita del teatro y que la semana completa sean perfectas. Para ello es fundamental controlar la agenda de los premiados. La que afecta, fuera de Asturias, a su llegada y salida, y la que les convierte en protagonistas una vez con los pies en nuestra tierra. Tan importante es el capítulo de viajes, que se suman al personal dos agentes de una empresa especializada en traslados. También se unen expertos en interpretación, que no son solo meros traductores. Cada premiado lleva a su lado a varias personas, pero una de ellas, que no le deja ni a sol ni a sombra, no solo habla perfectamente su idioma, aunque éste sea africano, sino que tiene conocimientos sobre la disciplina específica que representa a cada uno. De ese modo podrá hablar con él o ella de ciencia o de arquitectura sin se diera el caso. Cabe también resaltar que entre ese grupo de personas que se une al equipo de la Fundación destacan dos atraídas mediante el programa Incorpora de La Caixa, que apoya a personas en riesgo de exclusión social. Dicho lo cual no hay que olvidar que el impacto del trabajo realizado por la Fundación Príncipe de Asturias contribuye no solo a subrayar el conocimiento, la cultura y la excelencia humana, sino que también tiene una repercusión económica que se traduce en «el mantenimiento de 212 empleos directos, indirectos e inducidos» y en la generación «de 8,11 millones de euros del PIB». Unas cifras que se esperan poder también hacer crecer este año, al igual que se desea decrezca la datos como el de contaminación atmosférica con pequeños gestos como el hecho de que el personal y los premiados se desplacen por Asturias en coches eléctricos.