La Casa Natal de Jovellanos muestra los frutos del taller de Sebastián Miranda

Pío Baroja./
Pío Baroja.

Una donación de la familia del artista permite inaugurar una exposición que se quedará en Gijón hasta el 22 de septiembre

REDACCIÓN GIJÓN.

El Museo Casa Natal de Jovellanos ha recibido en depósito el conjunto de dibujos, escayolas y otros materiales que el escultor Sebastián Miranda conservaba en su taller en el momento de su fallecimiento, lo que permitirá a la institución mostrar los frutos del taller del famoso escultor asturiano. «Gracias a la generosa colaboración de su heredera, doña Virginia Rebollar, se presenta una selección de estas obras en una exposición que permite reconstruir el proceso creativo del artista en su estudio, desde los primeros apuntes rápidos y bocetos sobre papel, hasta la formalización de la escultura en el material definitivo», explican desde el museo.

Este singular conjunto de materiales es, además, un fiel reflejo del tipo de personajes que interesaban al artista y que constituían su fuente principal de inspiración: figuras populares, como méndigos o gitanas, y sus amigos más cercanos, entre los que figuraban toreros como Juan Belmonte y el Gallo o escritores como Pío Baroja.

Sebastián Miranda (Oviedo,1885-Madrid,1975) fue una figura destacada del panorama artístico nacional de la primera mitad del siglo XX. Escultor dedicado principalmente al retrato de pequeño formato, el Museo conserva en su colección una de sus obras mas destacadas, el 'Retablo del Mar', un retrato colectivo del barrio de Cimavilla y de la rula de Gijón a comienzos de los años treinta. Personaje habitual en el ambiente cultural madrileño, se relacionó con importantes figuras de la literatura, el arte, la política o la tauromaquia, a muchas de las cuales retrató. La exposición permanecerá abierta al público desde hoy hasta el 22 de septiembre.