Fallece el escultor Julio López, renovador del lenguaje realista

E. C. GIJÓN.

El artista Julio López Hernández falleció ayer a los 88 años en una clínica madrileña, donde estaba internado desde hace un mes tras sufrir un ictus. Julio López Hernández, nacido en Madrid en 1930, pertenecía al grupo de grandes artistas, junto con Antonio López, que en la década de los 50 retomaron una alternativa de la tradición realista, con el llamado realismo mágico o transcendente, alejado del realismo más académico y del vanguardismo que en esa época cultivaron Saura, Tápies y Millares. «Tanto Julio como su hermano venían de una formación artesana, muy del oficio. Su padre era medallista y habían mamado el oficio, eran artesanos de la escultura, la talla, el vaciado y a partir de ahí, cada uno tuvo una deriva distinta», afirmó el director del Museo Thyssen, Guillermo Solana.

 

Fotos

Vídeos