Confirman la existencia de construcciones anexas al norte del templo de Santullano

La iglesia de Santullano y sus alrededores, vistos desde la torre de la Catedral de Oviedo. /  P. LORENZANA
La iglesia de Santullano y sus alrededores, vistos desde la torre de la Catedral de Oviedo. / P. LORENZANA

Sergio Ríos y César García de Castro hablarán hoy sobre las cimentaciones del templo y su parecido con restos hallados en el costado sur de la Catedral

MIGUEL ROJO GIJÓN.

El Congreso Internacional sobre los 1.300 años del Reino de Asturias reúne desde ayer en el Museo Arqueológico de Oviedo a cientos de expertos dispuestos a analizar desde una perspectiva arqueológica las transformaciones sufridas en la península entre finales del siglo VII y el siglo IX. En la jornada inaugural tuvieron lugar sesiones muy activas por la alta participación en los debates generados. Tras una ponencia general de Martín del Viso, relativa al proceso de islamización, llegarían después aportaciones de otros puntos de España: iglesias y fortificaciones de Galicia, la conquista feudal en Tarragona, aldeas habitadas en Asturias, las primeras huellas islámicas en Al-Andalus o el origen, en el siglo IX, del concepto de Asturias para referirse al territorio de los astures de la costa y parte del de los cántabros.

Mañana habrá otras diez intervenciones y dos de ellas correrán a cargo de los profesores Sergio Ríos González y César García de Castro. En la primera de ellas hablarán de sus estudios sobre los sondeos arqueológicos realizados en el templo altomedieval de Santullano, en Oviedo, donde han confirmado «la existencia de una ocupación asociada al templo, en la zona norte, que está pendiente de un estudio más amplio», explicaba ayer Ríos en una pausa entre ponencias. «Es una zona que no ha sido urbanizada y es posible que los restos se puedan conservar bien», apunta. Eso hacia el norte, porque hacia el sur «la apertura de la caja de la autopista se llevó todo por delante, y eso no tiene solución». A falta de más datos, los arqueólogos tan solo se aventuran a decir que podrían pertenecer al monasterio de titularidad regia que había en ese lugar. Y es que hay documentación del siglo X que describe esa construcción, añadiendo que constaba de triclinios, baños y estancias habitacionales, que formarían parte del conjunto regio, con origen, al menos, en Alfonso II, y que además del propio templo y el citado monasterio, incluiría propiedades varias como la fuente de Foncalada, y, lógicamente, los palacios del rey. De hecho, explica Ríos, «hemos detectado similitudes entre los cimientos de Santullano, de grandes bloques calizos, y los de construcciones halladas en el costado sur de la Catedral», donde se supone que estaban las construcciones palaciegas.

Sobre la reforma del bulevar de Santullano, Ríos advierte que «todo lo que implique trabajar en el entorno del templo tiene un riesgo, pero alejar de él la contaminación y el tráfico es beneficioso». Es por eso que plantea dudas sobre «cómo se va a hacer esa actuación, porque aunque estaría bien naturalizar la zona, plantar arbolado y alejar los coches, hacer obras en la zona nunca va a tener riesgo cero».

En su otra exposición, César García de Castro y él hablarán de de «cuatro piezas de ventanas altomedievales que aparecen aprovechadas en Santa María de la Oliva, en Villaviciosa», una iglesia tardorrománica. La suya es solo una de todas las intervenciones que, hasta mañana, podrán seguirse en el Congreso, organizado por el Gobierno regional dentro de los actos de los Centenarios, con la colaboración de la Asociación de Profesionales Independientes de la Arqueología de Asturias (Apiaa).

 

Fotos

Vídeos