Muere el escritor y filósofo Mariano Arias Páramo

Mariano Arias Páramo./
Mariano Arias Páramo.

Discípulo de Gustavo Bueno, fue finalista del Premio Nadal en 1991 y obtuvo al año siguiente el Juan Rulfo

REDACCIÓN GIJÓN.

El escritor y filósofo ovetense Mariano Arias Páramo falleció ayer en Oviedo. Finalista del Premio Nadal en 1991 y ganador del premio Juan Rulfo al año siguiente, era miembro de la Asociación de Escritores de Asturias y de la Sociedad Asturiana de Filosofía.

Nacido en Oviedo en 1961, se licenció en Filosofía y Letras por la Universidad de Oviedo, era discípulo y amigo de Gustavo Bueno, quien le dirigió su tesis 'La antropología filosófica de Jean Paul Sartre'. Novelista, ensayista y crítico literario, en su currículo figuran trabajos filosóficos, políticos, sociológicos y literarios para diversas publicaciones como 'Jean Paul Sartre vivo' (1980), 'Antropología de la escritura' (2000), 'Las nuevas ideas del socialismo frío' (1989), 'La pobreza invisible' (1985), 'El movimiento universitario. Una oposición al régimen' (1983), 'Cortázar: de la intelectualidad de un creador' (1986), 'Mito y realidad en la novela actual' (1992), 'Creación literaria y sociedad española' (1999).

Colaborador habitual de 'Clarín', 'El Basilisco' o 'El Catoblepas', entre otras muchas publicaciones, era un reconocido amante de la lectura, de las palabras, y de todo lo que esconden. «Somos pensamiento y ficción», solía decir para unir literatura y filosofía quien a punto estuvo de ganar el Nadal con 'El silencio de las palabras'. «A mí lo que me interesa, y en lo que llevo toda la vida, es en una gran reflexión sobre el lenguaje con independencia de todo lo demás. Las palabras están vivas. Son como insectos. Mi obra del Nadal es una reflexión sobre la literatura. Mi tesis, 'El escriba sagrado' (2010), una investigación sobre el origen de la escritura y su asunción por parte de toda civilización», afirmaba en una entrevisa publicada en este periódico.

Sus restos mortales fueron velados en el Tanatorio de los Arenales donde, hoy, a las once y media, serán inicinerados. A continuación, a las doce, en la capilla de la Universidad de Oviedo, en la calle de San Francisco, se celebrará una misa.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos