Soplo de frescura a ritmo de jazz

Zenit, con su banda, sobre el escenario de la plaza Mayor, que volvió a llenarse. :: CAROLINA SANTOS/
Zenit, con su banda, sobre el escenario de la plaza Mayor, que volvió a llenarse. :: CAROLINA SANTOS

Tony Zenet y su banda seducen al público de la plaza Mayor con su simpatía y propuesta musical

P. A. MARÍN ESTRADA

Los ritmos frescos de Zenet oxigenaron ayer el ambiente bullicioso de una noche auténticamente veraniega de la Semana Grande con su personal reinterpretación del universo sonoro del jazz y la poesía cotidiana de sus canciones. Antonio Mellado (Málaga, 1967) y su banda sedujeron al numeroso público que llenó la plaza Mayor con una actuación que sirvió para presentar los nuevos temas de su reciente álbum, 'Si sucede, conviene', y repasar una buena parte de los que han logrado ir calando en su legión de fieles desde que este singular proyecto musical comenzara a rodar hace ya una década.

El propio artista ha definido su último disco (mejor álbum de jazz en los Premios de la Música Independiente) como un viaje desde la intimidad de los clubes nocturnos a la luminosidad expansiva de los sonidos latinos y su concierto de anoche, sobre un escenario al aire libre y en una atmósfera latente de fiesta, pareció encontrar el terreno propicio en el que dar rienda suelta a unos temas que buscan ser disfrutados en compañía, dejándose llevar por el aliento sereno de las confesiones o por la llamada al baile de los sentidos. Esa es la propuesta que firma Tony Zenet, que salió con una gorra en lugar de su característico sombrero e imprimiendo ritmo con 'Fuiste tú', uno de los temas más movidos de su último álbum. Siguió el baile con un tema nuevo lleno de sabor y swing latino, 'Ay, pobrecito de ti', poniendo a trabajar a su banda (un sexteto con piano, contrabajo, batería, guitarra y sección de viento) con todo su brío. Se lanzaba así en «un viaje en el tiempo» que tendría escalas en temas como 'Estela', de su primer disco, 'Cuando te enfadas', del último, «que hay que saber cuándo es el momento de cantársela a la pareja», y 'Quien sabe', cuyos aires latinos recordaron a Sinatra o Dean Martin, entre otras. Elegancia y frescura a partes iguales que el público gijonés supo reconocer en el concierto de anoche, un saludable respiro de aire limpio con el que poder seguir la jarana de un sábado de la Semana Grande.

Temas

Gijón
 

Fotos

Vídeos